MinDefensa desmintió supuestos pagos para reservistas

Bogotá, 30 de Abril ¬_RAM_El viceministro del Grupo Social y Empresarial para la Defensa, General (r) José Javier Pérez, fue enfático en señalar que los supuestos beneficios económicos que un grupo de personas inescrupulosas está ofreciendo a reservistas, no tienen ningún tipo de respaldo jurídico o legal.

Sobre los hechos registrados en la Plaza de Bolívar de Bogotá, en donde varias personas han engañado a soldados reservistas y soldados retirados, diciéndoles que el Estado les debe una bonificación, el viceministro advirtió que esas pretensiones son falsas y no tienen validez jurídica.

“Esta situación había sido advertida en medios de comunicación por la presidenta del Consejo de Estado, María Claudia Rojas, quien informó desde el viernes pasado que personas inescrupulosas estaban engañando a nuestros soldados retirados y que se preveía una movilización en ese sentido”, afirmó el General (r) Pérez.

Sobre el tema reiteró: “Hacemos un llamado a nuestros soldados, primero, para que no se dejen engañar de personas inescrupulosas que están queriendo realizar movimientos sin sentido ni asidero jurídico. Los están engañando”.

“Segundo, a ningún soldado se le va a dar ninguna bonificación de siete millones de pesos como les están diciendo. El Estado y el Gobierno nacional han sido serios en reconocer a sus soldados todos los beneficios económicos y jurídicos a los que tienen derecho”, sostuvo.

Dentro de las pretensiones aparecen por ejemplo, “el reconocimiento a tiempo doble a soldados, algo que no existe hace más de cuarenta años en nuestras Fuerzas Militares”, aclaró el viceministro.
Asimismo explicó los antecedentes y argumentos jurídicos de esta situación que ha generado reclamaciones de parte de soldados reservistas.

“En el año 2000 el Gobierno Nacional expidió el decreto 1794, con el que se reglamenta el régimen salarial de los soldados que pasan del servicio voluntario al profesional”, dijo.

Aseguró que “en ese momento los soldados voluntarios recibían una bonificación de 1,6 salarios mínimos vigentes, y cuando toman la decisión de pasar a ser soldados profesionales, pasan a ganar 1,4 salarios mínimos vigentes”.

“Desde ahí también empiezan a recibir de parte del Gobierno nacional una cantidad de beneficios que antes no tenían, como todas sus prestaciones y primas. Además ellos y sus familiares empiezan a ser parte del subsistema de salud de las Fuerzas Militares, sin preexistencias”, manifestó.

Este régimen amplio permite a los padres de los soldados acceder a todos los beneficios del sistema; empiezan a tener derecho a la vivienda y a ser parte de la Caja Promotora de Vivienda Militar, a sus cesantías y a la posibilidad de tener después de 20 años de servicio, una pensión de por vida.

Igualmente el viceministro explicó el origen de esta situación: “Muchos soldados presentan demandas individuales de las cuales muy pocas prosperan y la gran mayoría no progresa. Entonces, se unen varios soldados para interponer una demanda de Acción de Grupo ante el Juzgado Contencioso Administrativo, que decide admitirla en su momento sin pronunciarse de fondo sobre el tema”.

Posteriormente el Ministerio de Defensa Nacional apela el fallo y el tribunal considera que no es procedente la acción de grupo. Luego, el siguiente paso por parte de los soldados era instaurar un recurso extraordinario de revisión ante el Consejo de Estado, y esa es la instancia en la que estamos en este momento, indicó.

De acuerdo con el viceministro, “el Consejo de Estado puede o no aceptar ese recurso y en este momento estamos esperando a que haga el análisis correspondiente y determine si acepta o no el recurso extraordinario de revisión”.

Finalmente sostuvo el general (r) Pérez que serán entablados procesos jurídicos contra las personas que han engañado a reservistas con el ofrecimiento de falsos beneficios económicos.

Compartir: