Ricardo Molina Araújo, a la cárcel por tentativa de homicidio

El Juzgado Municipal de La Paz con funciones de control de garantías cobijó con medida de aseguramiento, consistente en detención preventiva en centro carcelario al ganadero Ricardo Molina Araújo, como presunto responsable del delito de tentativa de homicidio agravado que le imputó la Fiscalía.

Molina hirió de un impacto de bala en la cabeza a su compañera permanente Sildana Maestre Maya, que se encuentra bajo pronóstico reservado.

El juez Henry Jackson Araméndiz acogió la solicitud y el argumento del fiscal 25 de la Unidad de Reacción Inmediata de Valledupar, Joaquín Duarte Méndez, de considerar a Molina como un peligro para la sociedad por el hecho de haber disparado en repetidas ocasiones una pistola en el interior de su habitación matrimonial, en presencia incluso de dos de sus hijas.

La Fiscalía sostuvo que Molina llegó a las dos de la madrugada del pasado viernes en estado de embriaguez a su residencia en el barrio Novalito, en el norte de esta capital, propiciando una discusión con su mujer, durante la cual disparó en trece ocasiones el arma hacia el techo, dos hacia las paredes laterales y una más hacia la pared donde estaba la cabecera del dormitorio, en la que impactó a Sildana Maestre.

La pena mínima por tentativa de homicidio agravado es de 16 años de prisión y la máxima de 37 años y medio. El fiscal Joaquín Duarte indicó que el ganadero actuó con dolo eventual, teniendo en cuenta que sabía que con disparar un arma ponía en riesgo efectivo a Sildana, con la que tiene una relación marital de hecho de 20 años.

“Se le atribuye al señor Molina que tras el último disparo, muy cerca de donde estaba la víctima, el proyectil rebota en la pared y le pega en la cabeza”, indicó el fiscal.

Además señaló que con su conducta no solo puso en riesgo la vida de su mujer, ni la de él, sino las de sus dos hijas que presenciaron el incidente. “Podía discernir Ricardo Molina que en un recinto cerrado y disparar podía afectar no solo a su esposa, a él mismo, sino a sus hijas”.

No obstante, la Fiscalía avaló como un atenuante que el ganadero hubiese llevado junto con un vecino a su pareja de manera inmediata a la clínica y que no tuviera antecedentes penales. Una vez la Fiscalía le imputó el delito de tentativa de homicidio agravado, por su parentesco con la víctima, el procesado decidió no allanarse a los cargos, por lo que en 90 días deberá afrontar un juicio con el escrito de acusación de la Fiscalía. “No acepto los cargos y en ningún momento actué con dolo”, sostuvo.

Hugo Mendoza Guerra, que asumió la defensa del indiciado, solicitó al juez que considerara la conducta de su cliente como un hecho culposo, teniendo en cuenta que con su accionar no tuvo intención de causarle daño a su mujer y, más aún, cuando él mismo la llevó a un centro asistencial y se puso a disposición de las autoridades. Además refutó que se considerara un peligro para la sociedad, calificándolo como un hombre bueno, trabajador y sin antecedentes judiciales.

Atención en Bogotá

Sildana Maestre Maya fue trasladada a las dos de la madrugada de ayer en un avión ambulancia hasta Bogotá. Fue ingresada a la clínica Country, donde es atendida por un equipo especializado en neurocirugía.

Se encuentra en coma inducido, dijo su hermano Carlos Alberto Maestre, que señaló que “los médicos tomaron esa decisión para evitar que los daños a nivel cerebral sean mayores. Ella está estable, Sin embargo, seguimos aferrándonos a Dios”.

A su turno Hermes Alfonso Maestre, también hermano de la herida, dijo que está dando señales de vida. “Tiene reflejos en las pupilas, lo cual indica que hay actividad neural. Estamos a la espera que se controle el edema cerebral para que ella pueda evolucionar”.

El exprocurador general de la Nación Edgardo Maya Villazón, primo de la víctima, se puso al frente de este caso, viajó desde Bogotá para coordinar el traslado aéreo y acompaña a Maestre en el centro médico de Bogotá.

El heraldo

Compartir: