Familias de secuestrados y desaparecidos crean una asociación

Unos 50 familiares de colombianos secuestrados y desaparecidos que están en el olvido formalizaron hoy en Bogotá una asociación que se ocupará de hacer visibles sus casos y buscará que sean esclarecidos.

«Nuestra idea es la de agrupar al mayor número de familiares de secuestrados y desaparecidos en Colombia», dijo a Efe el presidente de esta organización no gubernamental (ONG), Ismael Enrique Márquez, padre de un abogado hecho cautivo por la guerrilla de las Farc.

Márquez indicó que él y las personas que la promovieron le dieron el nombre de Los que Faltan Secuestrados y Desaparecidos de Colombia Asociación Nacional.

La ONG fue presentada de manera pública en la céntrica plaza bogotana de Bolívar con una muestra de fotografías de víctimas y unos carteles alusivos.

«Consideramos necesario que haya una actualización, una unificación, una precisión de las cifras (de secuestrados y desaparecidos)», explicó Márquez al aludir a los números dispares sobre estos delitos que se manejan en Colombia.

El activista recordó que el ente gubernamental responsable de la política antisecuestro cifró hace tres años en 79 el número de secuestrados de los que nada se sabía en Colombia.

Mientras, los responsables del programa de radio Las Voces del Secuestro (de la cadena Caracol) tienen documentados más de 3.500 casos, subrayó Márquez, y apuntó que las fundaciones privadas País Libre y Nueva Esperanza de Secuestrados también manejan cifras muy dispares.

«No discriminamos ni limitamos las víctimas, que pueden ser civiles, militares y policías», apuntó el presidente de Los que Faltan, y observó que la asociación tampoco lo hará por su raza, nivel social o creencia.

La asociación, dijo luego, buscará trabajar de manera coordinada, hasta donde sea posible, con entes y entidades que tengan como ámbito de acción el problema de los secuestrados y desaparecidos en Colombia.

Asimismo, establecerá relaciones con otras ONG locales o regionales creadas por familiares, para desarrollar tareas conjuntas, continuó Márquez, y anticipó que convocará actividades mensuales, como concentraciones públicas.

Márquez es padre de Enrique Márquez Díaz, abogado a quien las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (Farc) hicieron cautivo en 1999 y de quien, apuntó, no sabe nada concreto desde hace unos tres años.

El nombre dado a la asociación alude a los casos de colombianos que fueron secuestrados o declarados desaparecidos, que están en el olvido y que cuya puesta en libertad o aparición sigue pendiente.

Es un contraste con la suerte de los cuatro militares y seis policías que quedaban como rehenes de las Farc, guerrilla que los puso en libertad el lunes pasado tras mantenerlos cautivos entre trece y catorce años

Compartir: