Superintendencia sanciona a transmilenio por no integrar tarjetas de pago

Compartir:

Debido a que al 30 de noviembre, según la Superintendencia de Puertos y Transporte, solo se ha integrado el 23,4% del sistema de transporte, el superintendente Juan Miguel Durán Prieto decidió que TransMilenio será multado con 180 salarios mínimos mensuales legales vigentes, es decir $106’110.000 mensuales por cada mes de incumplimiento.

«La Superintendencia considera que la existencia de tres tarjetas (Cliente frecuente, Tu llave y Monedero) que no pueden ser utilizadas por los usuarios de manera automática en cualquiera de los torniquetes, estaciones y lectores, viola el bien jurídico a la libre movilidad de los usuarios, pues con su actuar está impidiendo el uso, goce y disfrute del Sistema».

Actualmente, para abordar TransMilenio, los usuarios tiene que utilizar tres tarjetas en las diferentes troncales del sistema, entre ellas las de la Fase I, (Autopista Norte-Avenida Caracas), II (Av. NQS y Suba y III (calle 26 y carrera 10a.).

El documento añade que “hoy los bogotanos no cuentan con un sistema de transporte integrado, pues el medio de pago no comporta la característica de integración exigida en la ley y en los respectivos contratos”.

En una verificación adelantada por funcionarios de la Supertransporte se evidenció que se han instalado 113 torniquetes de acceso, pero solo para el ingreso con la tarjeta Tu Llave. “Esta acción, si bien es un paliativo y podría considerarse una posibilidad de solución a la problemática, no es menos cierto que ello no puede considerarse como una solución definitiva, pues ni los portales ni las estaciones están en capacidad de soportar o albergar más barreras físicas”, dice el comunicado.

Dichas estructuras se han instalado en los portales Sur, Américas. Norte, Tunal, Calle 80 y Suba, y en las estaciones Héroes y General Santander. En septiembre de este año, las autoridades aseguraron que serían 170 los puntos de las fases iniciales de TM donde se contaría con estas estructuras y que estarían finalizados a finalizar este año.

De acuerdo con Recaudo Bogotá, los principales obstáculos que impiden adelantar este proceso tienen que ver con el tamaño de las estaciones y con áreas cuya utilización está concesionada, es decir que la modificación en sus usos tendría que contemplarse mediante nuevos contratos.

En su momento, TransMilenio aseguró que hasta ahora, se ha informado oportunamente a la Superintendencia sobre las acciones que se han efectuado dentro del marco de la integración.

Compartir: