Se han suicidado 66 presos en Colombia

Compartir:

En lo corrido de 2013, se han presentado en las cárceles colombianas 997 riñas, que han dejado 1.166 heridos, de los cuales 890 fueron con arma blanca y 276 con un objeto contundente.

Las cifras, escandalosas de por sí, reflejan el drama que viven los 119.350 presos que actualmente hay en el país, cuya capacidad carcelaria está habilitada solo para 75.895 reclusos, lo que da un hacinamiento de 43.455 personas.

En Cúcuta, en el complejo metropolitano (cárcel de hombres y mujeres), la sobrepoblación es del 70%. Con una capacidad para 2.500 reclusos, presentaba, a corte del 30 de septiembre, 4.253 detenidos.

¿De qué se mueren los presos en Colombia?

A la par del hacinamiento que se vive en las cárceles del país, hay un fenómeno del que poco se habla en los medios y es el relacionado con las muertes que se dan al interior de los centros de reclusión colombianos.

Solo en los últimos tres años y medio han muerto 550 personas al interior de las cárceles, de las cuales 66 decidieron quitarse la vida, 28 fueron asesinadas con arma blanca, 6 fueron muertos con un objeto contundente, 3 murieron a tiros, 3 más murieron intoxicados, 20 perdieron la vida en un accidente y 424 fallecieron de manera natural.

Del total de presos que murieron en las cárceles del país de manera natural, 13 estaban recluidos en Cúcuta.

El año con más suicidios fue el 2011, cuando 24 reclusos decidieron quitarse la vida. El año pasado, 23 detenidos optaron por hacer lo mismo, la mayoría de las veces, ahorcándose con sábanas en sus celdas.

Población especial

En las cárceles del país existen 10.150 presos considerados población especial por las condiciones en que se encuentran o los grupos a los que pertenecen.

Llaman la atención dentro de ese grupo los 1.014 indígenas que actualmente pagan condenas en cárceles del país. También sobresalen las madres lactantes (30) y en estado de embarazo (136). Le siguen los extranjeros (887) y los discapacitados (932).

Hay un capítulo especial perteneciente a los inimputables, que en el país son 33.

Según el Código Penal colombiano de 1980, “es inimputable quien en el momento de ejecutar el hecho legalmente escrito, no tuviere la capacidad de comprender su ilicitud o de determinarse de acuerdo con esa impresión por inmadurez sicológica o trastorno mental”.

Cierran este grupo los afrocolombianos (4.229) y los de la tercera edad (2.889).

Nivel de estudios

De los 119.350 detenidos en el país, el 43,5% tiene estudios de básica primaria, el 53% terminó sus estudios de bachillerato y el 3,4% cursó algún tipo de educación superior, entre los que sobresalen los que obtuvieron un título universitario (1,5%) y los que realizaron estudios de posgrado (0,13%).

Ladrones y homicidas colman las cárceles

Otras de las cifras que más llaman la atención en el universo carcelario del país son las que tienen que ver con los delitos por los cuales hay más presos en Colombia.

El primer lugar lo ocupa el hurto, con 30.798 detenidos. Le sigue el homicidio con 29.165 y el porte de armas con 25.343.

Por los delitos de acto sexual y acceso carnal, ambos en menores de 14 años, hay 9.375 detenidos.

El menor número de presos en el país lo pone el delito de rebelión con 2.085 presos.

Compartir: