El Senado aprueba el proyecto de la reforma a la salud

Compartir:

Bogotá, 16 de Octubre ¬_RAM_.-. Tras siete horas de agitada discusión en la plenaria del Senado, este miércoles se aprobó en segundo debate el proyecto de ley ordinaria que reforma el sistema de seguridad social en salud, dando luz verde a la continuación de la polémica integración vertical, aunque solo en los servicios básicos de primer nivel de atención en salud.

Este punto, sin embargo, causó malestar entre varios senadores, pues se esperaba que esta integración, es decir, la posibilidad que tienen las EPS de contratar servicios de salud con su propia red de IPS, fuera eliminada completamente de la iniciativa, sin excepciones, por considerar que con ella se favorece la corrupción en el manejo de recursos del sistema.

En este sentido, el ministro de Salud, Alejandro Gaviria, les respondió a los senadores que “no se está aumentando la integración vertical ni se está afectando la red pública con este artículo”.

Sin embargo, el descontento llevó a algunos a manifestar que este artículo y el proyecto aprobado no introducen cambios fundamentales al sistema y preserva “las deformidades” de la Ley 100, entre ellas, la intermediación y el ánimo de lucro.

La plenaria del Senado dio luz verde también a los siete artículos relacionados con la creación del fondo Salud Mía, y las funciones que tendrá. Esta entidad, del orden nacional, será la encargada de recaudar y administrar los recursos del Sistema General de Seguridad Social en Salud.

En ese sentido, Salud Mía, que tendrá autonomía administrativa y presupuestal, administrará, por ejemplo, las afiliaciones de los colombianos al sistema de salud, recaudará todas las cotizaciones y efectuará giros directos.

Los recursos que administrará, provenientes de diversas fuentes, se destinarán a pago de gestores de servicios de salud, inversiones en salud, indemnizaciones, inspección y vigilancia e incluso para cubrir servicios de salud para personas que sufren enfermedades huérfanas.

Los más de 30 billones de pesos que manejará este fondo quedarán regidos por la contratación pública, determinación acogida por el Gobierno.

“Estamos creando una empresa del Estado, una tesorería centralizada de todo el sistema con la que se están corrigiendo los errores históricos de la Ley 100 (…) Asumo la responsabilidad de esta reforma”, dijo el Ministro de Salud.
Otro de los artículos que más controversia generó ayer fue el 81, relacionado con el nombramiento de los gerentes de las Empresas Sociales del Estado (ESE).

La plenaria aprobó que esta nominación será de libre nombramiento y remoción, por un periodo de tres años (sin posibilidad de reelección), por parte de los alcaldes y gobernadores.

De otro lado, respecto a las exclusiones del plan de beneficios, el ministro Gaviria dijo que estas se definirán de forma colectiva, teniendo en cuenta evidencias científicas.

Se dio luz verde, además, a que la atención inicial de urgencias no requiera autorización administrativa entre el prestador de servicios y el gestor (a fin de acabar con el llamado paseo de la muerte) y que al menos una vez al año el usuario pueda hacerse un examen general de naturaleza preventiva sin solicitar más de una cita para este efecto.

Al final de la jornada se aprobaron seis artículos relacionados con el manejo de la crisis financiera del sistema y uno que le otorga facultades a la Superintendencia de Salud.

Creación de Salud Mía

Aunque muchas fueron las preguntas y las inconformidades sobre cómo funcionaría este fondo, los parlamentarios aprobaron el grupo de artículos en los cuales se explicaba su razón de ser.

Por su parte, el ministro de Salud, Alejandro Gaviria, defendió la idea de su creación y explicó que dicha entidad busca quitarle el negocio de la salud a las EPS y pasarlas a una entidad controlada por el Gobierno. No obstante, numerosos congresistas que insistieron que su implementación por medio de terceros, no era buena idea pues, abriría la puerta a los “vivos”.

“No estamos privatizando, nos estamos moviendo en la dirección contraria, lo que hará el fondo son transferencias. Queremos que el Estado recupere unas funciones que delegó, pero necesitamos cierta flexibilidad”, agregó.

Entre tanto, el senador del Polo Democrático, Jorge Robledo, insistió en que su partido votará negativamente todo el articulado y fue enfático en afirmar que con la creación de Salud Mía y su capacidad de administración recursos por más de 30 billones de pesos, se está creando un monstruo insostenible.

“Nos van a doblar la dosis de la tercerización, Ahora nos dicen que ese fondo se regirá por las normas del derecho privado, después de que todo nos ha demostrado que la corrupción es peor en ese sector. Ese discurso de la eficiencia privada de los banqueros ya no nos lo creemos”, indicó.

El también senador del Polo Parmenio Cuellar, expresó que “me preocupa que Salud Mía se rija por el derecho privado. No entiendo cómo pueden ser públicos los dineros y el contrato a través del cual se va disponer de recursos de todos es tercerizado”.

Discusión de ‘Mi Plan’

Otro gran bloque de artículos aprobados, tiene que ver con la aprobación de un nuevo plan de inclusión y exclusión de tratamientos en salud para los pacientes.

El ministro Gaviria explicó que con esta ley no se pretende reducir el plan de beneficios, si no que habrá un periodo de tiempo en el que poco a poco se irán incorporando nuevas tecnologías y medicamentos para los pacientes. Asimismo, dijo que a través del tiempo algunos de los llamados no POS también serán incluidos, siempre y cuando el paciente lo necesite con suma urgencia.

“Tenemos que tener una base realista de lidiar con el sistema tecnológico, no vale la demagogia barata para decir que lo vamos a cubrir todo”, señaló.

No obstante, algunos senadores consideraron que dicho plan, causará en los colombianos una reducción aún más grande de su POS, de lo que hoy tienen; ya que en el concepto de la oposición, hay tecnologías que los pacientes deberían tener de manera urgente y quedarán fuera de su plan.

De otro lado, los legisladores también rescataron que con la presente ley ya no habrá los llamados “paseos de la muerte”. En ese sentido, el senador Luis Fernando Velasco, aseguró que “las entidades de salud no podrán pedirle a los pacientes órdenes de remisión cuando haya alguien herido. Además, para personas de régimen subsidiado discapacitadas no habrá cuotas moderadoras”.

Nombramiento de gerentes de hospitales

En este punto también la polémica no se hizo esperar, pues la reforma deja en manos de alcaldes y gobernadores de los entes territoriales la potestad de escoger quiénes serán los gerentes de sus hospitales, lo cual, en opinión de muchos congresistas de oposición, facilitaría la corrupción.

Asimismo, sectores detractores de la reforma a la salud dijeron que este hecho facilita la politización de la salud en las regiones y deja a los hospitales como instrumentos de los gobernantes.

Es más, el Polo Democrático aseguró que “la salud se va politizar, queremos la persona idónea que esté capacitada para hacerlo. Los hospitales no pueden ser instrumentos de la política”.

Por su parte, el senador Luis Carlos Avellaneda expresó que eso es “abrirle la puerta al clientelismo y la politiquería y por supuesto a la corrupción. No es viable que los funcionarios ahí sean de libre nombramiento y remoción, es terrible”.

Integración vertical

Uno de los grandes paquetes de polémica quedó aprobado. Se trata de la eliminación de la integración vertical, excepto en la atención básica o de primer nivel de las gestoras.

Eso quiere decir que las gestoras solo podrán remitir a sus clínicas a los pacientes que tengan problemas menores o de consulta externa; y no quienes tengan complicaciones mayores.

También, la reforma quiere evitar que las gestoras de salud puedan utilizar los recursos públicos del sector de la salud para equipamiento e infraestructura.

Asimismo, las gestoras tendrán un plazo de máximo tres años, a partir de la puesta en marcha de la reforma, para hacer la integración vertical únicamente en el primer nivel de atención. Las actuales EPS que se conviertan en gestoras, tendrán ese periodo de tiempo para eliminarla solo en los servicios complejos. gestoras, tendrán ese periodo de tiempo para eliminarla solo en los servicios complejos.

Compartir: