Mujica denuncia que Uruguay en la ONU no está «ni para servir café»

Compartir:

NUEVA YORK, 25 Sep. (EUROPA PRESS) -El presidente de Uruguay, José Mujica, ha recordado, en su discurso de la Asamblea General de las Naciones Unidas, en Nueva York, que su país es el que más colabora con las misiones de paz de la ONU, aunque ha denunciado que «donde se deciden los recursos» los uruguayos no están «ni para servir café».

El mandatario ha tratado temas generales como la solidaridad, el medioambiente o el capitalismo, y asuntos más concretos como su pasado guerrillero, el conflicto en Colombia o el espionaje de Estados Unidos a países de la región, en concreto a Brasil.

«Cargo con la vigilancia electrónica que no hace otra cosa que sembrar desconfianza», ha destacado el presidente, refiriéndose al espionaje electrónico del que han sido objeto varios países de América Latina por parte de Estados Unidos. «Nos envenena», ha remarcado el presidente.

Mujica ha criticado también la «burocratización» de la ONU por la «falta de poder y autonomía» y ha agregado que «las instituciones mundiales, particularmente hoy, vegetan a la sombra consentida de las disidencias de las grandes naciones», según ha recogido el diario uruguayo ‘El País’.

Por otro lado, Mujica se ha referido a los problemas medioambientales y destacado que «se arrasan las selvas verdaderas y se implantan las de cemento» y ha señalado que «lo único trascendente es el amor, la amistad, la solidaridad y la familia» y que lo «determinante» tiene que ser «la vida y no la acumulación».

«Soy del sur y vengo del sur a esta Asamblea, cargo inequívocamente con los millones de compatriotas pobres en las ciudades, en los páramos, en las sierras, en las pampas, en los socavones de la América Latina», ha señalado Mujica.

«Pareciera que hemos nacido sólo para consumir y consumir y, cuando no podemos, cargamos con la frustración, con la pobreza y la auto exclusión», ha destacado el presidente.

Mujica ha comentado que «la especie –humana– debería tener un gobierno para la humanidad que supere el individualismo y opte por recrear cabezas políticas» y ha concluido diciendo que «en lugar de gobernar la globalización, ésta nos gobierna a nosotros».

Compartir: