El Senado le puso la lupa a las ‘cooperativas de papel’

Compartir:

Bogotá, 24 de Septiembre ¬_RAM_.- Integrantes de la Comisión Primera del Senado de la República pidieron este martes ejercer mayores controles sobre las falsas cooperativas de vigilancia de trabajo asociado, que violan los principios del cooperativismo solidario y los derechos laborales de miles de asociados.
“Este debate es a favor del cooperativismo real que sirve para luchar contra la grosera concentración del capital en este país. Pero también es un debate contra las cooperativas ficticias, cooperativas de papel que violan todos los derechos laborales, además de evadir impuestos y obligaciones”, dijo el senador citante Luis Fernando Velasco (Partido Liberal).
Al debate de control político, que se realizó en el Salón Guillermo Valencia del Capitolio Nacional, asistieron el ministro de Trabajo, Rafael Pardo Rueda, el superintendente de Vigilancia, Fernando Lozano Forero, la superintendente de Economía Solidaria, Olga Lucia Londoño Herrera así como el presidente del Consejo Superior de la Judicatura, Pedro Alonso Sanabria.
“No buscamos que las cooperativas reales desaparezcan sino que se fortalezcan. Es por esto que es importante denunciar a las cooperativas fachada o de papel que simulan un modelo de cooperativismo cuando en realidad son de personas que lucran con el trabajo honesto de los asociados”, remarcó el senador Velasco durante el debate.
El legislador pidió que se ejerza control sobre estas cooperativas ficticias, pero aclaró que se deben castigar a los directivos pero no a los asociados.
“Castigar a una cooperativa por las actuaciones irregulares de sus directivos es castigar a los asociados honestos. Lo que tenemos que hacer es castigar a los directivos que se aprovechan del trabajo de estas personas y se quedan con sus aportaciones”, dijo Velasco.
El Senador citó los ejemplos de “Cooseguridad” y “Coopreservis” como dos cooperativas en las que se han denunciado una gran cantidad de irregularidades sin que los organismos de control del Estado hayan tomado cartas en el asunto.
“Hay una especie de mafias en los mandos medios de las dependencias estatales que terminan negociando los conceptos y hacen quedar mal al Estado y a la política. Es necesario fortalecer o crear nuevas herramientas para que las dependencias estatales hagan su trabajo”, le insistió Velasco a los funcionarios citados.
Ante estos cuestionamientos el ministro de Trabajo, Rafael Pardo, respondió que la dependencia a su cargo está tomando medidas contra los abusos que afectan el modelo de las cooperativas de trabajo asociado usando los mecanismos establecidos en la ley.
“Las cooperativas de seguridad tienen una regulación especial. Están reguladas por las superintendencias y por el Ministerio de Trabajo en materia laboral. En ese sentido hemos desarrollado convenios y adelantamos 360 investigaciones por violaciones a los derechos laborales dentro de estas cooperativas de seguridad. Tenemos que logar que se respete el trabajo asociado pero también que se respete el derecho de los trabajadores”, dijo el ministro Pardo.
Por su parte el superintendente de Vigilancia, Fernando Lozano Forero, y la superintendente de Economía Solidaria, Olga Lucia Londoño Herrera, admitieron que sus dependencias carecen de los recursos necesarios para ejercer un mayor control sobre estas cooperativas ficticias.

Compartir: