La refrendación es una necesidad de transparencia y legitimidad: Humberto De la Calle

Compartir:

Medellín, 22 de Septiembre ¬_RAM_.- Humberto De la Calle Lombana, Jefe de la Delegación del Gobierno Nacional, reiteró este viernes que la garantía de los acuerdos que se consigan en La Habana con las Farc, es la refrendación que hagan los ciudadanos en las urnas.
“Estamos convencidos que es una necesidad en la actual situación de Colombia. Una cosa es que hayamos dicho que se necesita cierto grado de confidencialidad en las conversaciones en la Mesa, pero en su momento son los colombianos los que tienen que tomar la decisión”, insistió De la Calle.
Durante su intervención en la clausura del IX Conversatorio de la Jurisdicción Constitucional “Diálogo Constitucional para la Paz”, que se realizó en Medellín, De la Calle aclaró que el proyecto de ley de referendo que se estudia actualmente en el Congreso, lo único que busca es habilitar este mecanismo en época de elecciones y que existe una confusión al llamarlo “el referendo para la paz”, porque el mecanismo de validación de los acuerdos de La Habana será acordado con las Farc en La Mesa de conversaciones.
“Nos parece que tratándose de la consecución de la paz, que exige la mayor participación ciudadana, es una buena idea permitir, fomentar, lograr, que la mayoría de los colombianos acuda a las urnas. Este no es ningún referendo para la paz; sería hipotéticamente el referendo para la paz, aquel que convenido como mecanismo de refrendación en forma bilateral, convoque ahí si a los colombianos para que decidan si toman esa decisión o no”, manifestó el Vocero de la delegación oficial.
De la Calle reiteró que una asamblea constituyente, propuesta hecha por las Farc, es el “peor mecanismo posible”.
“Nosotros creemos que es realmente una propuesta inadecuada y yo sin temor a exagerar hasta diría, que es precisamente el peor de los mecanismos posibles en materia de refrendación. Una constituyente no es verdaderamente un mecanismo de refrendación, es un mecanismo de nueva discusión. Es una especie de segunda instancia a la Mesa de La Habana”, concluyó el Jefe de la Delegación del Gobierno.

Compartir: