Nuevo Ministro de Agricultura sería citado a control político

Compartir:

El representante a la Cámara, Iván Cepeda Castro, rechazó la designación de Rubén Darío Lizarralde como nuevo ministro de Agricultura, al considerar que su gestión como gerente en Indupalma no corresponde a las necesidades y expectativas del campesinado colombiano para superar la crisis del sector agrario.

El congresista indicó que no descarta en llamar a control político al designado titular del agro por la presunta acumulación irregular de predios por parientes suyos en el departamento del Vichada.

«Lizarralde no es el Ministro para la paz como lo presentó el presidente Santos. Más bien será el Ministro de las explicaciones, porque eso es lo que le pediremos en el Congreso, con respecto a la acumulación de predios por parte de familiares suyos en Vichada, a través de mecanismos jurídicos para eludir el espíritu de la ley 160 de 1994 que propende por brindar el acceso a la tierra a campesinos, por ser el impulsor de las cooperativas de trabajo asociado que significaron el recorte de derechos laborales, y por las denuncias que durante años han pesado contra Indupalma por presuntas alianzas con paramilitares en el Magdalena Medio», indicó Cepeda.

Cepeda anunció que una vez se posesione el ministro Lizarralde le pedirá que le informe al país si existe algún conflicto de interés con respecto a las cuantiosas solicitudes para el subsidio de capitalización rural que se han presentado de manera fraccionada por parte de los socios de Indupalma en el Vichada, en donde también es socio su hijo Santiago Lizarralde Ocampo.

El representante señaló además que la postura expresada por Lizarralde sobre las Zonas de Reserva Campesina no es conveniente para el actual proceso de paz, porque estigmatiza a los campesinos señalándolos de posibles vínculos con la guerrilla.

Compartir: