Los bomberos mataron por accidente a una de las víctima del choque de Asiana

Compartir:

Una de las tres víctimas fatales del accidente de un avión de Asiana Airlines en San Francisco había sobrevivido al impacto, pero murió luego atropellada por un camión de bomberos durante los operativos de socorro, informaron forenses el viernes.

El resultado de la autopsia era muy esperado luego de que se confirmara que la joven china había sido arrollada por los bomberos, tras caer del avión cuando se desprendió su cola.

«La causa de muerte de la pasajera del vuelo de Asiana Airlines Ye Meng Yuan fue definida como múltiples heridas consistentes con ser atropellada por un vehículo de motor», dijo el jefe de la oficina forense del condado de San Mateo, Robert Foucrault.

«Para ese momento ella estaba con vida», agregó.

Los bomberos de San Francisco, que habían llegado a la pista para apagar el fuego del Boeing 777, habían informado a la policía acerca de la «posibilidad» de que uno de sus camiones hubiera embestido a una víctima.

La policía determinó luego que la víctima había sido en efecto embestida por un camión de bomberos, pero no se sabía entonces si la joven de 16 años estaba viva para ese momento.

La jefa de bomberos de San Francisco, Joanne Hayes-White, pidió disculpas a la familia en la conferencia de prensa.

«Queremos expresar nuestras condolencias y disculpas a la familia de Ye Meng Yuan, a la luz de la investigación del instituto forense en este trágico accidente», dijo.

«Sigo estando muy orgullosa de los hombres y mujeres de nuestro departamento, porque muchos de ellos arriesgaron su vida para salvar a los pasajeros y miembros de la tripulación», prosiguió.

«Pero, evidentemente, tras las conclusiones de la oficina forense, esta noticia es muy, muy dura y devastadora», agregó. «Es un trágico accidente».

– Oculta bajo la espuma anti-incendio

El arrollamiento ocurrió cuando los camiones de bomberos esparcieron espuma de extinción de incendios sobre en la pista, para combatir el fuego que se había iniciado en el avión.

«Se cree que la víctima estaba en el suelo, cubierta (con espuma), y nadie la había visto», dijo la semana pasada a la AFP Albie Esparza, portavoz del Departamento de Policía de San Francisco (SFPD).

«Cuando el camión se movió», prosiguió, «el cuerpo de la víctima fue descubierto entre las huellas dejadas por el vehículo».

Además de Ye Meng Yang, en el accidente del 6 de julio murió otra adolescente china. Ambas se dirigían a Los Ángeles, donde iban a participar en un programa de intercambio estudiantil. Una tercera víctima, una menor de edad sin identificar, falleció el viernes pasado en el hospital.

El accidente, que dejó más de 180 heridos, ocurrió cuando la cola del vuelo 214 de Asiana Airlines, segunda aerolínea surcoreana, chocó contra un muro que divide la pista de las aguas de la Bahía de San Francisco.

El Hospital General de San Francisco precisó el viernes, en su boletín diario, que aún tiene en sus instalaciones a dos pacientes «críticos», con «heridas en la columna vertebral, heridas abdominales, hemorragias y fracturas».

Los primeros resultados de la investigación sobre la causa de accidente, dirigida por la Agencia federal de Seguridad en el Transporte (NTSB), indican que el avión volaba demasiado lento y demasiado bajo al aproximarse a la pista.

Por el momento, el NTSB ha descartado la posibilidad de fallas mecánicas, pero destacó que los pilotos no habían comentado la baja velocidad en la que viajaban a menos de 10 segundos del impacto.

Asiana informó que era la primera vez que el piloto, Lee Kang-Kuk, de 46 años, volaba comercialmente un Boeing 777; y que también era la primera vez que el piloto supervisor actuaba como instructor.

Una de las tres víctimas fatales del accidente de un avión de Asiana Airlines en San Francisco había sobrevivido al impacto, pero murió luego atropellada por un camión de bomberos durante los operativos de rescate, informaron forenses este viernes.

Fuente AFP

Compartir: