Gobierno admite estar en un callejón sin salida frente a la crisis del Catatumbo

Compartir:

El ministro del Interior, Fernando Carrillo, insistió a los campesinos del Catatumbo y a los demás sectores del país que no permitan la infiltración de grupos armados ilegales en las protestas sociales que adelantan.

Carrillo aseguró que aunque no conoce los pormenores de los diálogos adelantados entre el vicepresidente Angelino Garzón y los campesinos del Catatumbo, es necesario que haya desbloqueo de las vías para poder llegar a soluciones concretas.

«No estamos encontrando eco en Tibú y para bailar tango se necesitan dos, vamos a seguir agotando todas las vías, pero estamos en un callejón sin salida», señaló.

Dijo que la petición para que se constituya una Zona de Reserva Campesina en el Catatumbo, es un tema que se sale de las manos del Gobierno.

«La Zona de Reserva Campesina es un punto de honor para ellos, pero el Gobierno no puede negociar el contenido de una ley. Por la vía de un acuerdo no podemos declarar una Zona de Reserva Campesina», aseguró.

Dijo que el Gobierno ha sido muy flexible frente a las peticiones de los campesinos, pero «es muy preocupante la vulneración de los derechos de miles de colombianos que no tienen que ver con la protesta».

«No queremos que esto termine siendo un espacio aprovechado por los violentos para infiltrar la protesta social», insistió.

El Ministro del Interior viajará a Medellín para participar de los diálogos con los sectores mineros que también anunciaron un paro para esta semana.

Compartir: