Gobierno no permitirá bloqueo a proyecto de represa El Quimbo

Barranquilla, 3 mar (SIG). El Presidente Juan Manuel Santos afirmó este sábado que el país no va a aceptar y el Gobierno Nacional no va a permitir que algunas personas con intenciones políticas bloqueen la construcción de la hidroeléctrica de El Quimbo, en el Huila.

“Dentro de ese principio (de autoridad), los que van a bloquear un proyecto tan importante para el país, pues no lo vamos a permitir”, aseguró el Jefe de Estado en el Acuerdo para la Prosperidad que realizó en Barranquilla. Reiteró que hay “toda una política, toda una estrategia” por parte de los violentos para ver cómo utilizan ese tipo de situaciones para generar problemas.

“Aquí ha habido un proceso de concertación con los directamente afectados, desde hace mucho tiempo, donde hay acuerdos a plena satisfacción. Y eso se ha hecho con todo cuidado, con todo el profesionalismo del caso”, subrayó el Mandatario.

Minutos antes el Ministro de Ambiente y Desarrollo Sostenible, Frank Pearl, había denunciado que las personas que están protestando y que pretenden impedir el normal desarrollo de la obra no son campesinos de la zona sino gente de otros lugares que están allí obedeciendo a “intereses oscuros”.

“Queremos ser claros: las personas que se están manifestando en contra del proyecto hoy, no son los campesinos de la zona, no son los habitantes que van a ser beneficiados por este proyecto, son grupos de estudiantes e inclusive son gente que están fuera del departamento del Huila”, aseguró el funcionario.

También dijo que el Gobierno Nacional ha adelantado un proceso serio a través de diferentes ministerios, por lo que “no se puede permitir que personas con intereses oscuros manipulen a grupos de personas para hacer ese tipo de protestas”.

Pearl explicó que el proyecto de ‘El Quimbo’ cobija a 8.700 hectáreas. Las compensaciones ambientales contemplan cerca de 18 mil hectáreas, 11 mil de ellas van a ser restauradas y las 7 mil restantes reforestadas. Dentro de los acuerdos que hacen parte de las compensaciones ambientales hay vías, distritos de riego y apoyo para las personas en proyectos productivos.

“Desde el punto de vista social hay 3 mil familias que hacen parte de quienes son afectados directa o indirectamente por el proyecto. De ellas hay 1.272 que no residen en la zona. Con 400 de ellas ya hay planes de compensación, van a recibir entre 25 y 45 millones de pesos cada una y además tienen programas de capacitación y durante esos programas de capacitación reciben 500 mil pesos por mes”, agregó el Ministro.

Indicó que las familias afectadas tienen hoy 300 hectáreas y van a pasar de tener esas 300 hectáreas a 1.900 hectáreas, es decir, más de 6 veces la tierra que tienen antes del proyecto. Lo anterior se debe a que cada familia va a recibir una casa más cinco hectáreas de tierra sin importar si antes tenía menos.

Por su parte el Ministro de Minas y Energía, Mauricio Cárdenas, agregó que cada año se necesitan 400 megavatios adicionales, simplemente para poder atender las necesidades del país, y que precisamente el proyecto de El Quimbo ofrece esa energía adicional.

“Lo importante es que el país sepa que allí nos estamos jugando el futuro energético, nuestra seguridad energética, la confiabilidad en la prestación del servicio, que es fundamental para que todos los colombianos tengamos energía eléctrica sin ningún contratiempo”, señaló Cárdenas, y aclaró que el proyecto no afecta el río ni la pesca, porque lo único que se está haciendo es un desvío muy corto.

Finalmente, el Presidente Santos subrayó que ese proyecto lo necesita el país, que es energía limpia (energía hidroeléctrica) y que el país necesita de esa energía para continuar por la senda del desarrollo.

Compartir: