FARC-EP pide avances y presencia de Simón Trinidad en diálogo de paz

La Habana, 23 abr (PL) Las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia-Ejército del Pueblo (FARC-EP) manifestaron hoy aquí su deseo de concretar acuerdos hacia la paz y pidieron la presencia de Simón Trinidad en la mesa de diálogos con el gobierno.

Minutos antes de reiniciar las conversaciones con los representantes de la administración de Juan Manuel Santos, el jefe de la delegación guerrillera, Iván Márquez, expresó la voluntad de avanzar en el camino de la justicia, la paz y la soberanía.

Por otro lado, reiteró la solicitud de incorporar a la mesa a Trinidad, quien se encuentra en cárceles de Estados Unidos cumpliendo una condena de 60 años.

Ahora hemos designado a Trinidad como vocero de las FARC-EP, señaló, y esperamos que el gobierno colombiano entre en diálogo con Estados Unidos para lograr su incorporación al proceso de paz.

En el Palacio de Convenciones de esta capital, sede permanente de las pláticas, Márquez se refirió a los nuevos miembros de la delegación guerrillera y consideró el hecho una muestra de la voluntad de impulsar la paz.

Uno de los nuevos integrantes, Pablo Catatumbo, leyó un comunicado en el cual se definió la paz como «el objetivo más importante para generaciones enteras de compatriotas que ansían una salida menos dolorosa para el conflicto que vivimos».

Agregó que en la construcción de la paz debe primar el interés del pueblo soberano.

Esta Delegación es plenamente consciente, señaló el documento, de que sin la amplia participación del pueblo colombiano no será posible el logro de la paz.

Asimismo, resaltaron el valor de la marcha realizada el 9 de abril en Bogotá con la participación estimada de más de un millón de personas, y la calificaron de «hecho histórico sin precedentes que da cuenta del clamor popular por la paz».

También mencionaron otros acontecimientos que muestran el respaldo nacional e internacional al proceso, como el Congreso por la Paz finalizado la víspera con la asistencia de más de 20 mil delegados de 16 países.

De acuerdo con pronunciamiento de ambas partes, para avanzar en el proceso, iniciado el 19 de noviembre con Cuba y Noruega como garantes, es necesario llegar a acuerdos sobre el primer punto de la agenda referido al desarrollo agrario, para luego pasar al segundo tema: la participación política.

Los cuatro asuntos restantes son el fin del conflicto armado, la solución al problema de las drogas ilícitas, los derechos de las víctimas y los mecanismos de verificación y refrendación de lo pactado en la mesa.

Compartir: