Maduro, con un pajarito en la cabeza

El presidente encargado de Venezuela y candidato presidencial Nicolás Maduro recorre el país con una colección de llamativos sombreros, generalmente típicos de la región que visita. Pero la nota la dio ayer cuando abrió un acto en el estado central de Vargas con un sombrero de paja que llevaba un pájaro artificial pegado en su parte superior, un guiño tras haber dicho al inicio de la campaña que el alma de Hugo Chávez se le había aparecido en forma de un «pajarito chiquitico».

«Miren qué bonito, me lo regaló una compatriota de Nicaragua», contó Maduro, con el pájaro en la cabeza. «Qué bello, con un pajarito allí. Parece un sombrero vietnamita, del ejército de Ho Chi Minh», siguió.

El pájaro, de colores amarillo y blanco, coronaba el sombrero, del cual colgaban algunos hilos de paja que asemejaban una suerte de nido.

Alrededor del sombrero destacaba, además, una cinta que decía «Nicaragua».

Al iniciar oficialmente la breve campaña la semana pasada, Maduro dijo que el fallecido presidente Chávez se le había aparecido en forma de pajarito chiquitico, comentario que generó críticas de la oposición y burlas en las redes sociales.

«Lo sentí ahí como dándonos una bendición, diciéndonos: ‘Hoy arranca la batalla. Vayan a la victoria. Tienen nuestras bendiciones’. Así lo sentí yo desde mi alma», relató Maduro en el acto de apertura de campaña en Barinas, la tierra natal de Chávez.

Ante las críticas y las humoradas que provocó el comentario, Maduro defendió al día siguiente su «espiritualidad» y convirtió los silbidos del pajarito en parte de su repertorio en cada acto, en medio de aplausos y gritos.

Venezuela celebra elecciones este domingo para determinar quién finaliza en 2019 el mandato que Chávez comenzó el 10 de enero pasado, con Maduro y el opositor, Henrique Capriles, como favoritos para llevarse la victoria.

(Agencias)

Compartir: