El Polo exhorta a no confundir apoyo a la paz con apoyo a la reelección

BOGOTA, 05 de Abril ¬_RAM_ La construcción de la paz en Colombia tiene hoy como centro las negociaciones entre el Gobierno y las Farc orientadas a concretar acuerdos para ponerle fin al conflicto interno del país y debe incluir alternativas con el ELN.
El Polo Democrático Alternativo ha dado su respaldo a los diálogos de La Habana, reitera a las partes su solicitud para que no se paren de la mesa hasta completar los acuerdos y recomienda consideren una mediación internacional que contribuya a encontrar fórmulas que acerquen a las partes y de garantías a la vida y cumplimiento de los acuerdos en el posconflicto.
El Polo apoya todas las iniciativas de paz que busquen reunir el respaldo de la ciudadanía a las negociaciones y a crear un ambiente propicio para la reconciliación nacional.
Reiteramos nuestro rechazo a la pretensión del presidente Juan Manuel Santos de amarrar las negociaciones con las FARC a sus aspiraciones reeleccionistas. No auspiciamos la confusión entre el apoyo al proceso de diálogo en La Habana y el respaldo a sus políticas que van en contravía de los fundamentos económicos y sociales de la paz, como son las reformas tributaria, laboral, a la salud, a las pensiones, al fuero militar, los TLC, entre otras iniciativas que el Polo ha combatido desde dentro y fuera del Congreso de la República.
Vemos con preocupación las descalificaciones del proceso de paz por parte de los expresidentes Andrés Pastrana y Álvaro Uribe. Así mismo, el apoyo del alcalde de Bogotá, Gustavo Petro, al presidente Santos más allá de los temas de la paz y que apunta a una convergencia política que estimula la confusión entre el apoyo a la paz y el respaldo a las demás políticas del Presidente Santos, ahora reforzada con la propuesta de prolongación del actual mandato presidencial, que rechazamos.
El Polo reafirma su llamado a todas las fuerzas democráticas, a los sectores y personalidades independientes y a la izquierda colombiana, a conformar una Gran Convergencia Ciudadana para que los acuerdos de Paz puedan proyectarse desde un nuevo gobierno profundamente democrático y social como garantía de la reconciliación que permita que los colombianos podamos reencontrarnos para construir soberanamente el desarrollo del país, la democracia y el bienestar de toda la población.

Compartir: