Farc afirman que expresidentes como alacranes venenosos no quieren la paz

La guerrilla de las Farc afirmó que los expresidentes de la república, Alvaro Uribe Vélez y Andrés Pastrana Arango, son como venenosos alacranes que no quieren la paz y atacan constantemente las negociaciones que se adelantan en La Habana, Cuba.

El pronunciamiento lo hizo el grupo guerrillero a través del cabecilla de su equipo negociador, alias Iván Márquez, quien subrayó los exmandatarios no pudieron ganar la guerra, pero tampoco permiten hacer la paz.

Márquez señaló en particular que las afirmaciones del expresidente Alvaro Uribe “asperjan todos los días la sospecha de que quiere prolongar la guerra con la ilusión vana de que a través de ella tendrá seguridad jurídica”.

Respecto de Andrés Pastrana, señaló que dispara con “escopeta de regadera” contra el proceso de paz en La Habana.

Además, dijo que Pastrana “es tan sulfurado como Uribe” y suelta ráfagas y después piensa.
“O tal vez no. Por lo menos deja en claro que el proceso de paz del Caguán no buscaba la paz, sino tiempo para la reingeniería del ejército y los ajustes del Plan Colombia, es decir, la guerra. Se solaza reconociendo que le abrió camino a Uribe con su estela sangrienta, y que dejó instalado el calificativo de “terrorista” a la guerrilla para obstruir el entendimiento”.

El cabecilla de las Farc se declaró nuevamente en contra de fijarle plazos peretentorios a la negociación y tras advertir que “una paz mal hecha, a las carreras, es peor que una guerra”, señaló que “después de 60 años de conflicto social y armado dejemos que el acuerdo de paz utilice el tiempo que sea necesario”.

De otro lado, Márquez descartó alterar la agenda de las conversaciones para abocar otros temas.
“Que no se perturbe más la importante discusión sobre política de desarrollo agrario integral, con temas que serán abocados en su momento por la agenda de La Habana. Es más urgente dedicarse, denodadamente, a apagar las causas del incendio social que se está extendiendo por toda Colombia”, puntualizó.

Compartir: