Santos exigió respeto a los que hablan mal de la seguridad

Una vez más el presidente Juan Manuel Santos exigió respeto a los críticos del gobierno que descalifican o hacen política con los resultados que a diario muestran las Fuerzas Militares contra la criminalidad y el terrorismo.

“Exigimos respeto y reconocimiento a nuestros militares y policías y que no se haga política acosta de nuestras fuerzas armadas y su trabajo por Colombia”, puntualizó Santos.

El jefe de Estado pidió a los que hablan mal de la seguridad, que reconozcan el esfuerzo que se viene adelantando en materia de seguridad y eviten involucrar a la Fuerza Pública en discusiones políticas.

“Hoy tenemos, gracias a un proceso de varios años que hemos incrementado durante nuestro gobierno, las Fuerzas Armadas más fuertes y más capaces de toda nuestra historia”, señaló el presidente Santos durante la ceremonia del relevo número 100 del Batallón Colombia No. 3, que prestará sus servicios en la Península del Sinaí.

El Mandatario se refirió a los esfuerzos del Gobierno para fortalecer a las Fuerzas Militares y la Policía Nacional en materia de pie de fuerza, equipamiento y bienestar para los soldados y policías.

“Estamos incorporando nuevos helicópteros, aviones, submarinos, botes y otros equipos de movilidad e inteligencia para aumentar nuestra efectividad contra el terrorismo, el narcotráfico y el delito en general, y mejorar nuestras condiciones de defensa”, dijo.

“También estamos creciendo el pie de fuerza de las Fuerzas Militares en 5.000 soldados y de la institución policial en 20.000 policías. Y estamos destinando, por primera vez, más de 1 billón de pesos de recursos extraordinarios para el bienestar de nuestros hombres y mujeres uniformados, de esos héroes que están dispuestos a darlo todo por sus compatriotas”, agregó.

El Mandatario consideró que estos esfuerzos para fortalecer la Fuerza Pública se traducen “en mayor contundencia, mucha mayor contundencia, contra los violentos y los criminales”.

El Jefe de Estado recalcó que el Gobierno Nacional y la Fuerza Pública mantienen la ofensiva contra las tres amenazas actuales a la seguridad de los colombianos: la guerrilla, el crimen organizado y la delincuencia común.

Mantener la presión contra el terrorismo

En primer lugar, el Presidente Santos señaló que para el debilitamiento decisivo de las Farc y el Eln, el Gobierno puso en marcha Plan ‘Espada de Honor’, que incluye la creación de 12 fuerzas de tarea para golpear los últimos refugios terroristas en el territorio nacional.

El Mandatario recordó que durante lo corrido de su administración, no sólo fueron abatidos el número 1 y el número 2 de las Farc, sino también 3 miembros de su estado mayor central y 30 comandantes de frente o columna móvil, además de 8 cabecillas del Eln.

Indicó que en el año 2012 aumentó en 18 por ciento el número de miembros de las Farc neutralizados y en 23 por ciento el número de miembros del Eln neutralizados, frente al año inmediatamente anterior. Además se incrementó sustancialmente la efectividad contra sus redes de apoyo.

Sostuvo que aunque el Gobierno está decidido a avanzar en la mesa de conversaciones de La Habana hacia el fin del conflicto armado, mientras tanto la orden para la Fuerza Pública es una sola: “Mantener la presión contra el terrorismo donde quiera que este se presente”.

Lucha contra el crimen organizado

Del mismo modo, el Jefe de Estado señaló que la lucha contra las Bacrim se ha liderado a través del Plan ‘Corazón Verde’ de la Policía Nacional, que contempla acciones diferenciadas de acuerdo con las dinámicas de cada región, avanzando con uso de la inteligencia y en cooperación con la Fiscalía, e instalando fuertes de carabineros en zonas de influencia de estas bandas.

“Hoy podemos decir que todos los jefes a nivel nacional que tenían las Bacrim en enero del año pasado, todos sin excepción, fueron abatidos, capturados o se entregaron a la justicia por la presión de la Fuerza Pública”, subrayó.

“Lo cierto es que estas bandas tienden a desaparecer –prácticamente solo queda la de Los Urabeños– y se están convirtiendo en estructuras de crimen más pequeñas, por lo que estamos afinando nuestra estrategia para combatirlas”, dijo el Presidente Santos.

Indicó también que como parte de la acción contra las Bacrim, el Gobierno lidera la lucha frontal contra la minería criminal, actividad que actualmente es una de las principales fuentes de ingresos de estas bandas.

Al respecto, informó que entre el año pasado y lo que va de 2013, se han realizado 190 operativos contra esta minería, se han hecho más de 2.300 capturas y se han incautado más de 1.600 unidades de maquinaria.

El Jefe de Estado recordó la instrucción que dio al Director de la Policía para adelantar al menos 150 operativos más contra la minería criminal en lo que queda del año.

“Vamos con todo contra ese flagelo”, dijo. Y agregó: “Eso sí, que quede claro: vamos tras los criminales, no tras los pequeños mineros tradicionales. A esos pequeños mineros lo que buscamos es formalizarlos para que trabajen mejor”.

El reto es que los ciudadanos se sientan cada día más seguros

Frente a la tercera amenaza a la seguridad, la delincuencia común, el Presidente Santos destacó que también se está combatiendo a través del Plan ‘Corazón Verde’ de la Policía Nacional, y se está enfrentando con una estrategia especializada para cada fenómeno o delito que se presenta en las ciudades.

“El reto de todos –del Gobierno Nacional, de los alcaldes, de la fuerza pública– es el mismo: no sólo que bajen los delitos, sino que los colombianos estén y se sientan cada día más seguros”, enfatizó.

Indicó que pese a que las cifras muestran una reducción consistente en los delitos que afectan la seguridad ciudadana, no se puede desconocer la situación que se está presentando en determinadas zonas del país donde la inseguridad, a pesar de los avances, sigue siendo preocupante.

El Presidente Santos puntualizó que lo que queda claro es que “estamos a la ofensiva contra las tres amenazas a la seguridad de los colombianos” y que el Gobierno nunca ha bajado ni bajará la guardia, sino que, por el contrario, redobla permanentemente los esfuerzos para brindar seguridad en todo el territorio nacional.

Compartir: