México: civiles armados toman un pueblo

El jefe policial de una comunidad vecina del puerto mexicano de Acapulco, al sur de México, fue destituido después de que un grupo de autodefensa armado lo retuviera y entregara a la justicia este martes acusado de homicidio, informaron a la agencia internacional AFP autoridades estatales y un líder comunal.

El jefe de la policía del municipio Juan R. Escudero, Oscar Ulises, y ocho de sus oficiales fueron retenidos casi 12 horas por un grupo de autodefensa de 1.000 personas que llegó a esa localidad la madrugada del martes para buscar a los asesinos de uno de sus compañeros, dijo Humberto Salgado, secretario general del gobierno del estado Guerrero, al que pertenece Acapulco.

La localidad de Tierra Colorada es el punto medio entre la capital de Guerrero, Chilpancingo, y Acapulco y es un cruce importante que comunica con la carretera que conduce del estado de Guerrero al de Oaxaca. AFP

Compartir: