Por nuevo derrumbe vía Bogotá-Medellín estará cerrada

Si dejan de caer rocas cerca del puente La Leticia, en San Luis, Oriente de Antioquia, el lunes 25 de marzo se daría paso provisional en este punto de la vía Medellín – Bogotá.

Así lo estimó Juan Manuel Muñoz Guzmán, director técnico de Devimed, concesionario encargado de la administración de la carretera, desde Medellín hasta la glorieta Caño Alegre, en Puerto Triunfo.

La troncal permanece bloqueada desde el viernes 15 de marzo, debido a un colosal deslizamiento de tierra, lodo y piedras, que cayó en el kilómetro 73 más 650 metros, sector Samaná.

El funcionario indicó que los operarios avanzaban en la remoción del material, pero a las 8:00 a.m. de este martes se desprendió otro alud cerca, que obligó a la prolongación del cierre.

El trayecto de la emergencia son 300 metros lineales en los que han caído tres derrumbes: dos el fin de semana y ahora el tercero. Según Muñoz, son unos 30.000 metros cúbicos de material los que se han desprendido de la montaña.

Además, pequeñas rocas siguen cayendo y en la región se presentan lluvias constantes, lo que dificulta el trabajo de los obreros que, con dos retroexcavadoras, dos cargadores de material, 35 volquetas, dos bulldozers y dos zonas de depósito para la tierra evacuada, trabajan allí hasta en la noche, con el fin de dar paso lo más pronto posible, pues se avecina Semana Santa y aumentan los viajeros.

Muñoz indicó que el material de la montaña es muy inestable. Adicionalmente, denunció que allí se explota una cantera, lo que, aseguró, contribuye al movimiento de masa. Dijo que les reportaron esto a las autoridades de San Luis desde hace años, pero no han recibido una respuesta que prohíba la explotación.

El funcionario afirmó que en la zona no hay camiones represados y les pidió a los viajeros que, por ahora, recurran a vías alternas, como la Medellín – Puerto Berrío – Puerto Boyacá, o la Medellín – Manizales, puesto que el sector Samaná es riesgoso para los usuarios y estos deslizamientos, precisó, son más grandes que los sucedidos en la carretera en los últimos años.

Para la atención de los viajeros, Devimed ofrece las líneas 018000 518 427 y 386 00 85. También está el #767, de la Policía de Tránsito y Transportes. Adicionalmente, el concesionario publica información de la carretera mediante su cuenta de Twitter, @devimed

Compartir: