Dos periodistas y sus camarógrafos fueron agredidos por Policías durante el cubrimiento del paro cafetero en Huila

BOGOTA, 28 de Febrero ¬_RAM_ Los corresponsales de RCN televisión y Caracol TV, en Huila, así como sus camarógrafos, fueron agredidos física y verbalmente, por uniformados de la Policía Nacional en ese departamento, situado al sur de Colombia.
De acuerdo con lo informado por los periodistas a la FECOLPER, se dirigieron al lugar de la manifestación cafetera a hacer cubrimiento del paro, y por instrucción de un patrullero de la policía de carreteras dejaron sus motocicletas en un sitio donde se les orientó para ingresar caminando al lugar de los disturbios.
Según Edgar Donoso, periodista de Caracol Televisión, ya en el área, cuando realizaba un informe para Blue Radio, un hombre del Esmad se dirigió a él y lo amenazó con un trufly (arma usada por los miembros del SMAD para lanzar gases lacrimógenos) y lo agredió verbalmente, asegurando que los periodistas “sólo graban situaciones que dejan en mal puesto a la policía y nunca muestran cómo ellos deben defenderse también”.
Al regresar al sitio donde habían dejado sus motocicletas, los corresponsales y camarógrafos constataron que sus vehículos habían sido inmovilizados. Al indagar al oficial que les había dado la instrucción, sorpresivamente aseguró que habían recibido orden de inmovilizarlas. Cuando el oficial se percató que el camarógrafo estaba grabando, golpeó los equipos y en el momento en el que el periodista de RCN intentó detener el daño a la cámara y micrófono, un uniformado lo agredió físicamente, atacándolo en un oído.
Según conoció la Federación Colombiana de Periodistas, los comunicadores recurrieron al comando de Polícia Huila, donde se reunieron con el general Rodolfo Palomino, director nacional de Seguridad Ciudadana –quien se encontraba en la ciudad-, y al exponer la situación, se les entregó los vehículos a los periodistas, y adicionalmente, les presentó excusas por el “error de procedimiento” de los uniformados.

La Fecolper rechaza estos nuevos hechos en donde la Fuerza Pública obstruye la labor informativa, y agrede a periodistas. Solicita a la Policía Nacional que se adelante investigaciones disciplinarias, así como también que se impartan instrucciones para garantizar la libertad de prensa en todo el territorio nacional.

Compartir: