Tres informantes recibirán recompensa por raptora de bebé en Meissen

El director de la Policía Nacional, general José Roberto León Riaño explicó que se entregarán varias recompensas a informante que permitieron la individualización y captura de Liliana Marcela Castillo, sindicada de haber raptado el pasado miércoles a una bebé de de 17 días de nacida en una cafeteria frente al Hospital de Meissen en Bogotá.
En declaraciones a medios, el general León Riaño señaló que la recompensa de 30 millones de pesos será dividida entre tres personas, quienes aportaron datos de relevancia en el marco de la investigación por el secuestro de Alison Brigit Franco.
El Alto Oficial explicó que se logró la captura de Castillo, luego de que la tía del esposo de la secuestradora se acercara a las autoridades para informar que era su familiar quien se había llevado a la bebé, está información permitió ubicar a la recién nacida y su captora.
León Riaño puntualizó que este caso demuestra que la colaboración conjunta entre las autoridades y la comunidad permite enfrentar este tipo de crímenes, además confirmó que servirá como padrino de la niña rescata.
Aunque Liliana Marcela Castillo, aceptó ante la Fiscalía los cargos imputados por secuestro simple agravado, la Juez 31 de Bogotá decidió dejarla en libertada, tras considerar que la mujer no representa un peligro para la sociedad.
Según las primeras indagaciones, Castillo perdió un bebé a causa de un embarazo fallido, por lo que al parecer pretendía hacer pasar a Alison Brigit, raptada el pasado miércoles frente al Hospital de Meissen, como hija suya.
Castillo además indicó que atraviesa problemas psicológicos, tras la pérdida de su propio hijo, por esta razón las autoridades remitieron a la acusada a estudio de los peritos de Medicina Legal para que establezcan que grado de afectación enfrenta la secuestradora.
El pasado sábado, luego de reconocer su identidad y tras una intensa búsqueda por parte de la Policía, la joven de 23 años fue capturada, lográndose el rescate de la bebé sana y salva.
Según la principal hipótesis de las autoridades, Liliana Marcela Castillo fue la mujer que se llevó a la menor para hacerla pasar como hija suya.
De acuerdo con el código penal, por el delito de secuestro simple la pena mínima es de 128 meses y la máxima de 540 meses.

Compartir: