Los efectos del colapso de Interbolsa

BOGOTA, 17 de Diciembre ­_RAM_. Muchas caras largas se han visto en esta primera quincena de diciembre, en los espaciosos salones de los clubes Unión y Campestre, de Medellín, donde suele converger la flor y nata de la clase adinerada de Antioquia.

Los cariacontecidos –pertenecientes todos a la alta sociedad medellinense–  perdieron cuantiosas sumas de dinero que tenían invertido en Interbolsa.

Entre los damnificados paisas figura el empresario Guillermo Gaviria Echeverri, director-propietario del diario El Mundo y padre del alcalde de Medellín, Aníbal Gaviria Correa.

La crisis de Interbolsa, que arrasó con la histórica firma Fabricato, la segunda planta textil del país, le arruinó las vacaciones de fin de año y año nuevo a varias familias paisas que planeaban irse a descansar al exterior.

 

Un diciembre negro  para Gaviria

Este diciembre puede ser uno de los peores que haya vivido en sus 87 años el empresario bananero Guillermo Gaviria Echeverri.

Primero lo sorprendió la ruidosa crisis de Interbolsa, intermediaria del mercado accionario  en la que tenía depositados unos mil millones de pesos en el momento del colapso.

Después le vino una medida de aseguramiento, sin beneficio de ex carcelación, por haber financiado, supuestamente, a escuadrones de paramilitares, en la zona de Urabá, imputación que ha negado una y otra vez.

Gaviria vivió otro terrible drama, entre el 21 de abril de 2002 y el 5 mayo de 2003, cuando fueron secuestrados y asesinados por las “Farc” su hijo mayor, el entonces gobernador de Antioquia, Guillermo Gaviria Correa, y el ex ministro Gilberto Echeverri Mejía, en un fallido intento de rescate, en límites con el Chocó.

Los abogados del director y propietario del periodico local El Mundo reclaman la condición de casa por cárcel para su cliente por tener 87 años de edad.

Fuente EL Campanario

 

Compartir: