Se podría escasear la papa y el arroz por el invierno

Compartir:

Es indudable que las lluvias que han venido cayendo por todo el territorio nacional en los últimos meses han generado diversas emergencias, desbordamientos, desplazamiento de familias, muertes y destrucción.

Pero ahora traen otro temor, la escasez de alimentos básicos para la mesa de los colombianos: la papa y el arroz. Según el director de la Sociedad de Agricultores de Colombia (SAC), Jorge Enrique Bedoya, aunque aún es muy prematuro para saber cuánto afectará el invierno la producción agrícola del país, si existe una alerta sobre el inminente impacto de las lluvias sobre los cultivos de país.

De acuerdo a Bedoya, existen dos razones para estar alerta, “lo primero es que, cuando llueve demasiado, se saturan de agua los suelos y empiezan a aparecer enfermedades, esto disminuye la productividad, particularmente en los cultivos, pero también, si hay mucha agua en los suelos, los productores de ciclo corto no pueden preparar las tierras para las cosechas que vienen y eso es algo que nos preocupa a propósito de lo que ha dicho la directora del Ideam que las lluvias pueden llegar hasta el mes de febrero”, señaló.

Además dijo que así que puede impactar cultivos de ciclo corto “como es el caso del arroz y la papa, preferible no adelantarnos a los hechos, pero si es un llamado alerta pensando en lo que pueda ocurrir con oferta de algunos productos para el año entrante”, dijo Bedoya.

Ante esta preocupación, el Gobierno ya está adelantando planes de choque que permitan que los campesinos afectados por esta ola invernal, puedan cultivar alimentos, ya sea en sus tierras o con la reacomodación de los cultivos en otras tierras.

Sobre este tema, la ministra de Agricultura, Cecilia López, dijo que “se está trabajando en todas las zonas inundadas,  en lugares donde está paralizada la producción, allí estamos abriendo las puertas que la siembra que empieza en enero, febrero, marzo, abril, tenga el financiamiento necesario. Se están mirando cómo se facilitan los créditos, que están demorados, que no se puede pagar, y por un lado garantizar que hayan recursos para que puedan a principio de año empezar a producir “, manifestó.

Compartir: