Excanciller de Venezuela Félix Plasencia será el embajador en Colombia, según Nicolás Maduro

Compartir:

El presidente del régimen venezolano, Nicolás Maduro, aseguró este jueves 11 de agosto que ya tiene un nombre para volver a ocupar la Embajada de Venezuela en Colombia, una vez se restablezcan las relaciones diplomáticas entre los dos países. Dio el anuncio a través de un programa de la cadena Venezolana de Televisión (VTV). Se trata del diplomático y exministro de Relaciones Exteriores del régimen, Félix Plasencia.

“Quiero anunciar que el excanciller Félix Plasencia, quien fue exembajador (sic) en la República Popular China y quien es hoy presidente del Centro Internacional de Inversiones de Venezuela, lo he designado como próximo embajador en la República de Colombia”, aseguró el dictador en vivo.

Maduro añadió que pidió el beneplácito del Ministerio de Relaciones Exteriores de Colombia para que Plasencia, a quien definió como “hombre de gran experiencia diplomática, política, de gran capacidad de relacionamiento”, pronto ocupe la embajada de Bogotá, cuya edificación está en ruinas y no tiene inquilino desde cuando se rompieron definitivamente las relaciones diplomáticas entre ambos países.

En el mismo mensaje, Maduro dijo que el régimen seguirá avanzando a paso seguro “en el restablecimiento y la reconstrucción de las relaciones políticas, diplomáticas, comerciales”. También manifestó que conformó un equipo especial sobre Colombia, dirigido por la vicepresidenta Delcy Rodríguez y que también está integrado por el fiscal Tarek William Saab.

Su propósito con dicho equipo “es trabajar un plan muy serio —¡señores industriales, un plan muy serio!— para la apertura programada, progresiva de toda la frontera. La apertura al comercio, a la inversión, al movimiento monetario. Ganar-ganar con el pueblo de Colombia y el pueblo de Venezuela, con el pueblo de la frontera”.

Pese a la larga trayectoria de este ciudadano venezolano-español, cuyos padres nacieron en la isla de Tenerife, su nombre permaneció durante muchos años fuera de la primera plana del chavismo. Esto es debido a que durante más de dos décadas de carrera, Plascencia —licenciado en Estudios Internacionales de la Universidad Central de Venezuela (UCV)— logró cultivar un bajo perfil que le valió el calificativo de “discreto”.

Sin embargo, haber permanecido lejos de los reflectores no borran los importantes lugares que ocupó a lo largo de los años. Además de ir a Pekín en 2020, lideró la cartera de Turismo y Comercio Exterior en el régimen entre 2019 y 2020. Antes de eso fue viceministro de Relaciones Exteriores.

Plasencia es un viejo amigo de la familia de Delcy Rodríguez. Ese vínculo nació después de conocer a la vicepresidenta en la embajada venezolana en Londres durante el segundo mandato (1994-1999) del fallecido ex presidente Rafael Caldera.

Se convirtió en un diplomático de carrera tras terminar una maestría en Estudios Europeos en la Universidad Católica de Lovaina, Bélgica, y un postgrado en Estudios Diplomáticos en el New College de la Universidad de Oxford, en Reino Unido.

Plascencia forma parte del cuerpo diplomático venezolano desde el año 1991, bastante antes de la llegada del fallecido Hugo Chávez al poder de Venezuela, en 1999. No obstante, el internacionalista logró adaptarse a los nuevos tiempos con habilidad.

Sus conexiones con los Rodríguez le permitieron ascender en el escalafón revolucionario, primero en la Alcaldía del Municipio Libertador —en Caracas— y luego, cuando Delcy Rodríguez llegó a la cancillería (2014-2017), fue director de Protocolo en la Cancillería, viceministro para Asia, Medio Oriente y Oceanía, y viceministro para Temas Multilaterales.

Compartir: