Ministro de Defensa de Petro habló por primera vez de la purga en la cúpula militar

Compartir:

Desde el pasado 22 de julio cuando Colombia supo que el nuevo ministro de Defensa sería Iván Velásquez, las críticas no han cesado, ya sea por su falta de experiencia en el área o por su desvinculación de la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala.

En entrevista con W Radio este lunes primero de agosto, Velásquez se pronunció sobre la salida de la Policía Nacional del Ministerio de Defensa, una de las propuestas de campaña del presidente electo Gustavo Petro. El ministro designado aseguró que “tiene que ser un proceso reflexivo, ordenado y evaluado”.

“Es un proceso en construcción, se tiene la definición de que la Policía salga del Ministerio de Defensa a un nuevo ministerio que posiblemente se cree, llamado La Paz, Convivencia y Seguridad. De todas maneras, tiene que ser un proceso en cuanto a otras reformas que deben ser planteadas en ese traslado, no es una acción inmediata” aseguró el ministro.

También informó que debe realizarse el diseño y la planeación integral para que todos los elementos generales que se requieren para el traslado del ministerio sean efectivos.

El Esmad fue uno de los temas principales en la entrevista. Habló de la posibilidad de eliminar este escuadrón antidisturbios o reformarlo y, en su lugar conformar una fuerza que controle los promotores de protestas y disturbios sociales, pero quienes estén en esta deben respetar a los manifestantes y no pueden verlos como enemigos, conociendo que las marchas se pueden desarrollar en convivencia y en el marco de los derechos humanos.

Según fuentes militares, la prevención con Velásquez como nuevo MinDefensa está relacionada con el llamado a calificar servicios “de militares que tienen activas investigaciones y que serían obligados a dar un paso al costado para la llegada de la cúpula que Petro quiere formar”.

Esa será la tarea principal del jefe de cartera entrante: conformar una cúpula sin “manchas en el honor militar” y continuar con las investigaciones de los generales que no serán parte de la cúpula de Petro, como Mauricio Moreno, Juan Pablo Forero Tascón y Jorge Isaacs.

Velásquez busca militares que respeten los derechos humanos.

El nuevo ministro de Defensa llega como un humanista e investigador al ministerio que tiene uno de los presupuestos más altos de los dieciocho que hay. Pero por eso, no ha dejado inquieta a las tropas pues es la señal innegable de que el presidente electo, Gustavo Petro, cumplirá con la promesa de campaña de realizar una purga en la cúpula militar, de la cual será el comandante en jefe desde el próximo 7 de agosto.

La Paz

Sobre este tema no abordó profundamente, pero sí reiteró que desea, junto con el presidente Gustavo Petro, pacificar al país, por medio de negociaciones políticas junto a organismos que participen en un orden regido por el presidente y también, tener una línea de comunicación con Venezuela, según el nuevo ministro de Defensa, será de apertura, una política de diálogo para restablecer las relaciones de los dos países vecinos.

Sus opositores

El partido político de derecha Centro Democrático, liderado por la senadora Paloma Valencia, aseguró que “se asoman no solo las orejas, sino los dientes del lobo. El disfraz de oveja se cayó”. Agregó que “el nombramiento de un enemigo acérrimo del partido y del jefe del partido de oposición como ministro de Defensa no es solo un desafío; es una amenaza”.

Pero con quien tiene una enemistad de antaño es con el exsenador Álvaro Uribe Vélez, pues fue Velásquez quien siendo magistrado tuvo que investigar famosa ‘parapolítica’, proceso en el que se vio involucrado el primo de Uribe, Mario Uribe, quien junto con 50 congresistas fueron condenados.

Compartir: