“Por incidente con congresistas, Israel debe dar una explicación”

El presidente de la Cámara de Representantes, Augusto Posada, rechazó la retención de ocho congresistas en la frontera de Israel y Jordania. Dijo que este hecho representa un maltrato al Estado colombiano, por lo que exigió que el Gobierno israelí ofrezca una explicación de lo sucedido.

«No me quiero saltar los canales diplomáticos y por eso la Cancillería se apersonó del asunto. Pero si hay respeto por Colombia, el señor Embajador de Israel debe darnos una explicación del proceder de sus fuerzas», pidió Posada.

De igual forma, el Presidente de la Cámara aseguró que «lo que está pasando en Israel constituye un maltrato no sólo a los ochos congresistas retenidos, sino al Estado colombiano y a todos los ciudadanos de nuestro país».

Según el representante a la Cámara por Cesar, Pedro Muvdi, a un grupo de parlamentarios, del cual él hacia, fue retenido por la fuerza pública israelí cuando se disponían a cruzar la frontera desde Jordania, presuntamente por tener apellidos de origen árabe.

«Después de 9 horas de retención, ya estamos en Ramallah. Presentaremos queja en la Embajada de Israel, una vez regresemos a Colombia», publicó el representante Muvdi a través de cuenta en twitter, tras relatar que a algunos compañeros se les retuvo momentáneamente el pasaporte y otros fueron despojados de su celular.

Los otros congresistas que fueron retenidos son Fabio Amín, Jimmy Sierra, Mario Suárez, Arleth Casado, Lidio García, Joaquín Camelo y David Barguil fueron los otros congresistas retenidos. Junto a Muvdi, ellos tenían previsto asistir a un evento oficial en Ramallah, capital de Cisjordania.

Sin embargo, a las 10:14 a.m. de Colombia, Muvdi informó a través de otro trino que ya estaban en Ramallah, tras la retención de la policía israelí.

«Presentaremos queja en la Embajada de Israel, una vez regresemos a Colombia», denunció Muvdi, tras la retención.

Muvdi también escribió: «Al representante Fabio Amín lo despojaron de su pasaporte, para investigar sus antecedentes. Diplomáticos colombianos no aparecen» y «Arleth Casado se quedó sin celular. Se lo quitaron porque supuestamente tomaba fotos y grababa videos».

También estuvo retenido el periodista Daniel Salgar, corresponsal de El Espectador.

Compartir: