Piden a Samper y Serpa renunciar a la prescripción por el Crimen de Álvaro Gómez

BOGOTA, 02 de Noviembre ­_RAM_ Diez y siete años de impunidad completa hoy el magnicidio del dirigente conservador Álvaro Gómez Hurtado, según lo advirtió su sobrino Enrique Gómez Martínez, quien, a nombre de la familia, pidió al expresidente Ernesto Samper Pizano y a su exministro Horacio Serpa Uribe, renunciar a la prescripción para que el proceso continúe y se esclarezca el crimen.

Como se recuerda, Álvaro Gómez Hurtado fue acribillado a balazos el 2 de noviembre de 1995, cuando se disponía a abordar su carro en un parqueadero de la Universidad Sergio Arboleda, donde dictaba la cátedra de Historia Política y Constitucional de Colombia.

Con el asesinato de Gómez Hurtado, se puso fin a uno de los más duros opositores del presidente en ejercicio, Ernesto Samper Pizano, a quien la familia de Gómez Hurtado señala como autor intelectual del crimen.

Enrique Gómez Martínez, sobrino de Álvaro Gómez y abogado de la parte civil, señalo que a pesar de que hay nuevas y contundentes pruebas sobre los autores intelectuales y materiales del crimen, la fiscalía no ha avanzado en la investigación y el proceso sigue estancado.

Destacó, entre las pruebas, los testimonios del extraditado capo del narcotráfico Hernando Gómez Bustamante, alias Rasguño, quien aseguró que el homicidio del dirigente conservador fue un crimen de Estado, producto de una alianza del gobierno de Samper con la mafia.

Alias Rasguño declaró que el ex coronel en retiro y por la época director del Gaula, Danilo González, había cometido el crimen por orden de José Ignacio Londoño Zabala ‘Nacho’, quien era el presunto enlace entre el cartel del norte del Valle y el gobierno de Samper.

Gómez Martínez señaló que en vista de que la fiscalía “se niega” a continuar la investigación, la familia contrató a un experto internacional, el exagente de aduanas estadounidense Edward Kacerosky, con el fin de de recopilar nuevas pruebas y llevarlas a la justicia internacional para que asuma la competencia, teniendo en cuenta la inoperancia de la justicia colombiana frente al caso.

Dijo que se tomó esta determinación ejerciendo su derecho constitucional como “víctima”, para que el crimen no quede en la impunidad.

Alrededor del crimen de Álvaro Gómez Hurtado, han surgido sinnúmero de hipótesis o de versiones, unas responsabilizando a la extrema izquierda y otras a la extrema derecha.

Entre la extrema izquierda se incluye a la guerrilla de las Farc, por unas cartas y correos que escribió el desaparecido máximo cabecilla alias Manuel Marulanda Vélez o “Tirofijo”, en las cuales se refirió al asesinato de Gómez Hurtado.

Un día después del crimen, el 3 de noviembre, en una carta que Marulanda envió al “Mono Jojoy, afirmó:

“Nota:Sobre el ajusticiamiento de Gómez hurtado (sic), podemos hacer un intercambio de opiniones con el secretariado, para ver hasta cuándo se puede mantener en reserva o en qué momento oportuno podemos decirlo”.

En otra carta fecha el 2 de diciembre, respondiendo a una inquietud que le formuló alias “Alfonso Cano”, “tirofijo” escribió:

“Camarada Alfonso. Lo saludo cordialmente y aprovecho para contestarle.

1. Lo de Gómez, mejor no decir nada. Se llegará el día para ello”.

Y el 4 de este mismo mes, Marulanda escribió a los “Camaradas del Secretariado” de las Farc:

“Los saludo cordialmente en unión de todos los que los acompañan y al mismo tiempo para comentarles:

(…)

7. Lo del señor Gómez, debemos mantenerlo en secreto, para ver como vamos ayudando a profundizar las contradicciones, mientras bajamos otros. Y entre otras cosas los Estados mayores de bloques y comandos conjuntos no deben olvidar la creación de comandos para dar de baja a jefes políticos reaccionarios, y así ayudar a profundizar las contradicciones en el régimen político”.

El 8 de diciembre de 1995, “tirofijo” envió otra carta a los lugartenientes de la cúpula de las Farc, en los siguientes términos:

“Camaradas del secretariado. Los saludo cordialmente en unión de todos los que los acompañan. A continuación lo siguiente:

(…)

2. Recuerdo muy bien con motivo de la muerte de Gómez, cual nuestra postura deberíamos asumir, para ver cómo se profundizaban las contradicciones en los partidos y ello se produjo. Raúl (Raúl Reyes), en cable dice que Mosquera (comandante del Bloque Sur dado de baja en 2011) lo visitó y le comentó que los mandos militares sabían quién era el responsable, cuyo documento se lo pasarían al partido (Partido comunista). Pruebas no las tienen porque no lo hemos dicho oficialmente. Alfonso, me dice que Miguel preguntó seguro que fuimos nosotros. Por ello, llamamos a Carlos Antonio (Carlos Antonio Losada), y él dijo que no y que además no tienen contacto con el partido. Seguimos indagando a los otros. Ahora nos queda por saber cuál fuente tiene el partido. Ateniéndome a ello cualquiera de nosotros que converse con ellos nos deben señalar la fuente. Para saberlo. Porque nosotros no estamos obligados a dar explicación a nadie de cosas como estas. Pero si debemos saber por dónde andan las cosas.

3. Los documentos que les voy a enviar son delicados, dicen de todo un poquito.

Sin más, cordialmente

Atte. Manuel”.

Compartir: