Gobierno se traslada hasta Riosucio para atender emergencia por incendio

Tras el incendio que se registró en el municipio de Riosucio, departamento de Chocó, que dejó dos personas muertas, entre ellas una menor de ocho años, el presidente Iván Duque ordenó al director de la Unidad Nacional para la Gestión del Riesgo de Desastres, Eduardo José González y al viceministro del Interior, Daniel Palacios trasladarse, desde la mañana de este domingo a la zona para trabajar de la mano con las autoridades locales para “coordinar, con sentido de urgencia, la atención de las familias y acelerar plan de acción integral”, informó el mandatario.

El presidente Duque lamentó además la muerte de dos personas, entre ellos una menor de 8 años, y la “dolorosa emergencia que viven varias familias” por la voraz conflagración que afectó más de 50 viviendas. “Desde anoche estamos en contacto con Conrad Valoyes Mendoza, alcalde del municipio, para apoyar a los damnificados”, mencionó Duque.

Las autoridades departamentales instalaron un Puesto de Mando Unificado para atender la emergencia.

Por su parte, el alcalde de esa localidad, Conrad Valoyes comparó esta conflagración con lo ocurrido en mayo de 2010 cuando otro incendio que destruyó más de 30 casas de esa población, ubicada a orillas del Atrato, el río más caudaloso de Colombia, y afectó a centenares de personas.

Según las autoridades, en este momento el 50% del municipio está sin electricidad y no tienen acceso a agua potable.

La secretaria del Interior de Chocó, Nubia Córdoba, dijo que el apoyo aéreo, para trasladar kits de alimentos, aseo, cocina y hábitat, no ha sido posible debido a las condiciones meteorológicas del territorio.

La emergencia por el incendio ocurre el mismo mes en el que al menos una decena de municipios resultaron afectados por las fuertes lluvias en el Chocó, uno de los departamentos con mayores índices de pobreza del país, habitado principalmente por comunidades negras e indígenas.

Según las autoridades, las inundaciones y los deslizamientos dejaron una persona muerta y al menos 40.000 damnificados en esa región.

Compartir: