Producción industrial y ventas minoristas de Colombia acentúan caídas en agosto

BOGOTÁ, 15 octubre (Reuters) – La producción industrial y las ventas minoristas de Colombia acentuaron su caída en agosto con respecto a julio, en una economía aún golpeada por la semiparálisis que provocaron las medidas de cuarentena para contener la expansión el contagio de coronavirus, revelaron el jueves cifras del Gobierno.

La producción de la industria se desplomó un 10,3% interanual en agosto, una caída superior al 8,5% en julio y a la baja de un 0,1% en el mismo mes del año pasado, precisó el Departamento Nacional de Estadísticas (DANE).

La caída en el octavo mes estuvo explicada por el débil desempeño de los sectores de elaboración de bebidas, de confección de prendas de vestir y de la industria de la refinación de hidrocarburos.

«Estamos viendo una relativa estabilización de la contracción de la producción», dijo el director del DANE, Juan Daniel Oviedo, en una conferencia de prensa virtual.

Entre enero y agosto la producción la industria acumuló una contracción de un 11,6%.

Agosto fue el último mes en el que el país sudamericano de 50 millones de habitantes permaneció en un confinamiento obligatorio para contener el contagio del coronavirus y que provocó un fuerte desplome de la cuarta economía de América Latina.

La cuarentena se extendió durante más de cinco meses, aunque el Gobierno autorizó la apertura gradual de varios sectores de la economía, mientras que otros continuaron funcionando pese a la emergencia sanitaria.

Por su parte, las ventas minoristas cayeron 17,1% interanual en agosto, superior al derrumbe de 12,4% que exhibieron en julio cuando el comercio estuvo favorecido por una jornada de ventas sin cobro del IVA.

En agosto, las mayores caídas se dieron en las ventas de combustibles, vehículos y prendas de vestir, que explicaron el 85% de la contracción total.

En el acumulado entre enero y agosto las ventas al por menor cayeron un 12,6%.

El Gobierno estima que la economía se contraerá un 5,5% este año, una proyección conservadora si se compara con la del Banco Central, que estima una caída de entre 6% y 10%.

Compartir: