«No hay pruebas que comprometan a directivos de FCF en reventa»: Jesurún

El presidente de la Federación Colombiana de Fútbol respondió en Uno a Uno, con Gustavo Gómez, sobre el escándalo de la boletería.

 

Bogotá, 16 de septiembre_ RAM_ Ramón Jesurún, el máximo dirigente del fútbol en Colombia, dialogó en Uno a Uno con Gustavo Gómez, director de 6AM Hoy por Hoy de Caracol Radio, donde se refirió al sonado caso de reventa de boleterías en la Eliminatoria al Mundial de Rusia 2018, que provocó una millonaria multa a la Federación Colombiana de Fútbol de alrededor de $18.000 millones.

Según la Superintendencia de Industria y Comercio, diferentes dirigentes de la FCF simularon una licitación que escogía la empresa encargada de la boletería del combinado tricolor para para crear un esquema que desviara miles de boletas con el fin de revenderlas.

“Es un tema muy doloroso, mediático. Con respeto, pienso que se ha exagerado. Lo que genera el fútbol es de gran importancia para los medios. La FCF es una entidad privada, que como cualquiera otra vendió el derecho de emisión de las boletas”, manifestó Jesurún.

Para el presidente de a Federación, el caso en el que su nombre está todavía inmerso es más mediático que legal, teniendo en cuenta que “ningún miembro de la FCF está comprometido con pruebas fehacientes en el caso».

“Nunca la SIC nos ha catalogado como revendedores, lo que se nos ha dicho es que le entregamos la venta de la boletería a una empresa que para poder tener éxito tenía que revender boletas”.

Según Jesurún, el problema inició cuando la empresa encargada de la boletería puso en venta unas entradas que ni siquiera existían.

“La FCF venía operando como lo venía haciendo, con la empresa Ticketshop, además, aquí no hay problemas de competencia, nadie distinto a la FCF puede vender el fútbol de la Selección Colombia. El contrato transcurre normalmente hasta que en el penúltimo partido pusieron en venta 6.000 boletas que no existían, ahí la SIC comienza una investigación a ellos, no a la FCF”, dijo.

Desde entonces, el papel de Ticketshop pasó de ser la empresa inmersa en la reventa de boletería, a convertirse en delatora de una “presunta empresa de reventa”, con el fin de que se les modificara la millonaria sanción que la SIC les puso, explicó.

“La SIC los acepta, pero en otras las declaraciones que dan, que tienen que ver con la FCF, directivos y presidente, dicen que no tienen ninguna responsabilidad ni cometieron irregularidad de ningún tipo”, comentó Jesurún, sobre la supuesta implicación de la Federación.

“Ticketshop aseguró que ningún funcionario de la FCF tuvo nada que ver con una eventual irregularidad en el tema de la boletería. No hay una sola prueba que diga que la FCF falló en esto del tema de la boletería”, afirmó el dirigente.

A su vez, explicó que la millonaria multa que le pusieron a la Federación fue completamente “injusta”, y que simplemente se dio por la situación mediática que provocó el caso.

“Estamos frente a un caso más mediático que jurídico. Estamos a la espera del resultado del recurso de reposición. No tengo ninguna duda de que se cometió una injusticia. Lo que sí queda claro es que aquí nadie puede decir que ningún directivo ni el presidente de la FCF se lucró o que hay algún dinero perdido, no existe”, aseveró.

“Ningún funcionario de la FCF ni directivo ha sido llamado a nada que tenga que ver con irregularidades en la boletería. No hay motivo para hacerlo. No hay pruebas que comprometan a directivos de FCF en caso de reventa. Nadie de la FCF tuvo la intención de cometer algo irregular, todo lo contrario”, finalizó.

Compartir: