Las modificaciones que trae el nuevo POT en Bogotá

El Plan de Ordenamiento Territorial (POT) iniciará su última etapa de discusiones en el Concejo de la ciudad, serán tres meses de debate en el que el distrito buscará que este sea aprobado en esta instancia.

«Acogimos diversos puntos de observación que hasta la actualidad ha hecho la ciudadanía y el Consejo Territorial de Planeación de Bogotá», explicó Andrés Ortiz, secretario de Planeación de la ciudad.

Zonas de impacto

El secretario de Planeación, Andrés Ortiz, contó que se hicieron los ajustes sobre cómo quedan esas zonas de impacto divididas en dos categorías.

El funcionario considera que este es uno de los temas a los que más ajustes se le han hecho dentro del POT.

No puede haber lugares o bares si colindan alrededor de zonas residenciales, y esto es bien importante porque dentro de las medidas de mitigación, por organización, hace que tenga mucho cuidado para definirlo, insisto el POT ha asumido ese reto, en Bogotá hay cerca 28 mil bares registrados en la cámara de comercio de los cuales sólo 9 mil están en sitios donde es permitido y alrededor de 150 tienen licencia como uso exclusivo, entonces el distrito asume el reto de poner el tema en orden», indicó.

El caso Modelia

El barrio Modelia, en la localidad de Fontibón, lleva un proceso de muchos años que se ha venido ocupando en un lugar específico del sector.

«Nosotros teníamos un polígono para bares en Modelia que era más grande y a raíz de la participación y de las reuniones con los vecinos hay una reducción de una manera importante que además queda rodeado de una zona de transición dentro del barrio, que en algunas reuniones con los vecinos ha podido denominarse como una zona gastronómica. Ellos tenían unas ideas al respecto, entonces este sector también queda con esa limitación, blindar con área de actividad residencial», dijo el secretario.

Parqueaderos pensando en el futuro

El Distrito incluyó un aspecto que fue solicitado y observado por el consejo territorial de planeación y se trata de la necesidad de empezar a tener lugares apropiados pensando en la movilidad eléctrica y en ese orden de ideas el nuevo POT solicita que la construcción de parqueaderos tenga acceso a tomas eléctricas para carga de vehículos que implementen estas nuevas tecnologías.

Incluye un mínimo, no lo teníamos y lo modificamos por solicitud no solo del CPTD, también por una reglamentación a nivel nacional, entonces ya hay un mínimo de parqueaderos eléctricos, entonces deberá preverse en todos los edificios residenciales y en las oficinas debe haber un mínimo que tenga accesos a carga eléctrica para este tipo de vehículos”, dijo el funcionario.

Esta modificación en el POT incluye a las vías en la ciudad y es que el Distrito también deberá contemplar que en el sistema de parqueo en vía, sean instalados o acondicionados sistemas que permitan las recargas de vehículos eléctricos en la calle.

Sobre el aspecto de la concertación ambiental del POT, que fue hecha con la participación de CAR, no hay ninguna modificación. Es decir, el debate sobre la expansión urbana de Bogotá, criticada por ambientalistas, expertos y el mismo consejo de planeación territorial ha quedado tal cual lo ha planteado el Distrito en la creación del documento.

El Distrito ha explicado que entre los retos de este POT está el poder habilitar suelo para vivienda y permitir una ciudad multiusos con mitigación de impactos para que no se vean afectadas las zonas con predominio residencial.

Compartir:

Comments are closed.