La Fiscalía no pudo demostrar culpabilidad de Valerie Domínguez: Defensa

BOGOTA, 27 de Septiembre _ RAM_. El abogado Yesid Reyes, le pidió al juez 38 de conocimiento que emita fallo absolutorio a favor de su cliente, la exreina y actriz Valerie Domínguez Tarud en el proceso que se le adelanta por el llamado escándalo de Agro Ingreso Seguro,

En su argumentación el jurista manifestó que pese a que a lo largo del juicio se anunció que Valerie Domínguez había firmado un contrato de arrendamiento para la finca con su entonces novio, Juan Manuel Dávila para poder presentar la solicitud del subsidio dicho papel nunca fue presentado por parte de la Fiscalía General.

En lo que respecta al delito de peculado, la defensa subrayó que éste delito no puede ser cometido por todas las personas, sino que tienen que cumplir con una serie de «requisitos», indicando además que no se pudo demostrar si quierea si ella debe ser condenada en calidad de autor o partícipe, en la media de que al limitarse a ser participante del hecho no existía una legislación por medio de la cual se pudiera llegar a juzgarla.

“Si no hay autor con cualificación, y no hay ninguna prueba de la Fiscalía al respecto, no hay interviniente responsable”, subrayó el abogado destacando que la calidad de interviniente que había sido adjudicada sobre Valerie Domínguez también carecía del sustento jurídico necesario para considerar su responsabilidad en el hecho.

En su argumentación clave, el abogado señaló que es de todos conocidos que su cliente no aceptó el subsidio agrícola que recibió por parte del Ministerio de Agricultura, una conducta muy diferente a las otras personas procesadas por estos hechos, principalmente los miembros de la familia Dávila Fernández de Soto, quienes manifestaron en diversas ocasiones que no iban a reintegrar ese dinero puesto que había sido obtenido de manera legal.

«Pudiendo consumar el delito no lo hizo», precisó el jurista al indicar que la actriz tuvo 15 meses para cobrar el subsidio que había recibido sin embargo envió una carta para desistir de dicho dinero, algo muy diferente a lo que hicieron los miembros de la reconocida empresaria de Santa Marta quienes recibieron cinco subsidios por un valor de 2.200 millones de pesos y los cuales tuvieron que devolver mucho después casi de manera obligada.

 

Compartir: