Ejército afirma que sí hay una amenaza real de las Farc sobre Bogotá

El comandante de la Decimotercera Brigada del Ejército Nacional, general Gabriel Hernando Pinilla admitió esta mañana en Radio Santa Fe que sí hay una amenaza real de la guerrilla de las Farc de incursionar en Bogotá y que por ello se requiere la presencia de la tropa militar en la ciudad.

El oficial aclaró que esa amenaza no es de ahora, sino de tiempo atrás y quedó evidenciada en el atentado contra el exministro Fernando Londoño Hoyos, razón por la cual se hicieron ajustes a las estrategias de seguridad que cumple el Ejército Nacional como fuerza disuasiva, tal como lo determinan los mandatos constitucionales.

Los pronunciamientos los hizo el general Pinilla a instancias de Radio Santa Fe, luego que el alcalde mayor de la capital, Gustavo Petro se declarara en contra del plan de la Decimotercera Brigada del Ejército de volver a las calles de la ciudad para reforzar la seguridad.

El alcalde Petro dijo en primera instancia no fue consultado sobre el incremento del pie de fuerza militar en la capital y por otro lado consideró innecesaria la medida.

“Obviamente estamos en un país en guerra pero la guerra se está desarrollando en otros lados”, expresó Petro y agregó: “A mí me encantaría que esos soldados estuvieran cuidando las zonas donde efectivamente se desarrolla el conflicto armado y no una ciudad donde su propia fuerza policial puede dar cuenta de la seguridad y avanzar en ella”.

Petro subrayó que “lo problemático es que la Corte Constitucional dice que cuando se trate de militarizaciones de ciudades, no sólo debe ser consultado el Alcalde, sino que es él mismo el que debe pedirlo. Si el Alcalde no toma esa decisión, esa decisión no debe ser tomada, porque rompe el orden constitucional”, puntualizó Gustavo Petro.

Además el Alcalde Mayor recordó que actualmente Bogotá cuenta con la tasa de homicidio más baja de los últimos 35 años, razón por la cual una decisión de esa índole es innecesaria.

“Nosotros si hubiéramos querido unas colaboraciones del Ejército en algunas zonas alrededor de Bogotá, pero ¿120 puntos al interior, cuando hoy tenemos la tasa de homicidio más baja en los últimos 35 años por el buen manejo que la Policía Metropolitana? Para un ciudadano el hecho que estén los fusiles dentro de las calles, es una percepción de inseguridad y a mí me parece innecesario”, concluyó el mandatario.

Frente a estos pronunciamientos, el general Pinilla dijo que Petro fue mal informado y que el asunto quedó aclarado en una reunión que sostuvo con el alcalde, a quien visitó en su despacho la tarde anterior.

Añadió que le comunicó que en ningún momento se ha dispuesto el aumento del pie de fuerza del Ejército en la ciudad ya que los 3 mil soldados que se dijo entrarían a engrosar la seguridad en la capital, son los mismos 3 mil soldados que la brigada siempre ha tenido realizando patrullajes intermitentes en zonas conflictivas y en la periferia.

“La presencia del Ejército en Bogotá no es nueva” subrayó el general Pinilla, quien resaltó que los soldados tradicionalmente han ejercido operaciones de tipo disuasivo en sectores como Ciudad Bolívar, Kennedy, particularmente en los alrededores de Corabastos; de Usme y zona limítrofe con el municipio de Soacha.

Advirtió que estas tareas siempre se han desarrollado en perfecta coordinación con la Policia Metropolitana y las autoridades distritales.

Además resaltó que la gente de Bogota, como de otras ciudades del país, quiere y le gusta ver al Ejército en sus calles.

Según el general Pinilla, lo que pasa es que “hay gentes interesadas en armar una polémica y crear fricciones” entre el Ejercito y el gobierno Distrital y este hecho lo admitió el propio alcalde.

Compartir: