Nicaragua ve «debilidad» de Colombia por desfilar en la isla de San Andrés

Managua, 24 jul.- El vicepresidente de Nicaragua, Omar Hallesvens, consideró hoy que Colombia mostró «debilidad» en el juicio que enfrenta a ambos países ante la Corte Internacional de Justicia (CIJ) por realizar un desfile militar en la isla caribeña de San Andrés, cuya soberanía reclama el país centroamericano.

Ese desfile militar es «una posición de debilidad ante la situación real de que ellos (Colombia) saben» que el fallo del tribunal internacional «va a venir a favorecer a Nicaragua», valoró Halleslevens, exjefe del Ejército nicaragüense.

«Y ante esa debilidad, entonces (los colombianos) están echándole todo lo que pueden para dizque, entre comillas, mayúsculas y subrayado, fortalecer la presencia de Colombia en aquella parte (San Andrés) que es nuestra», afirmó el vicepresidente en declaraciones al Canal 63 de la televisión local.

El presidente colombiano, Juan Manuel Santos, encabezó el viernes pasado las celebraciones del Día de la Independencia de Colombia en San Andrés.

El jefe del Ejército de Nicaragua, el general Julio César Avilés, señaló el lunes a Colombia de haber faltado el respeto a la CIJ por realizar ese «inusual» desfile militar en San Andrés, obviando, a su juicio, que existe incoado un juicio en ese tribunal internacional.

El pasado 9 de mayo, la CIJ empezó las deliberaciones sobre el litigio que enfrenta a Nicaragua con Colombia sobre la soberanía del archipiélago de San Andrés, Providencia y Santa Catalina y la frontera marítima entre ambos países.

El Gobierno nicaragüense formalizó su demanda en 2001 tras declarar inválido un acuerdo bilateral limítrofe de 1928, por considerar que fue firmado cuando su territorio estaba ocupado por Estados Unidos.

En 2007, y como respuesta a objeciones preliminares planteadas por Colombia, la CIJ reconoció la soberanía colombiana sobre las islas de San Andrés, Providencia y Santa Catalina, a la vez que se declaró competente para dirimir en el conflicto sobre la frontera marítima entre los dos países.

Además de los territorios de ultramar, situados a unos 1.700 kilómetros al norte de Bogotá, Nicaragua busca que sean reconocidos como suyos unos 50.000 kilómetros cuadrados de aguas del Caribe. EFE

Compartir: