Los cambios de Roy

Roy Barreras no aguantó hasta el lunes para iniciar su trabajo como presidente del Senado. El sábado inició labores a las 10 de la mañana con los funcionarios de las áreas administrativas y legislativas de la corporación. Su advertencia fue: persona que no trabaje y no cumpla con las expectativas se va. Funcionario eficiente y cumplido, sin padrino político, se queda. . Del grupo directivo, el que recibió mas «palo» fue el director administrativo, Omar Velásquez, a quien se le vence el período en el mes de septiembre y de quien se dice era la ficha y socio de Emilio Otero. Según contaron algunos funcionarios a este medio, Barreras no quiere que Velásquez continúe y por eso le anunció que, como lo hizo el senador Armando Benedetti, cuando ocupó la presidencia, él retomará las funciones administrativas del Senado. Otra funcionaria que no seguiría sería la jefe de Prensa, Nadia Naranjo, a quien le solicitó la renuncia. Barreras, que contó con un respaldo importante del senador Armando Benedetti para su elección, le dijo a los funcionarios que seguirá los pasos de su colega y amigo, al que considera le funcionó la presidencia.La próxima semana se espera que el nuevo presidente de la corporación empiece  a hacer efectivos los cambios anunciados.

Compartir: