60 mil internautas piden renuncia del Senador Merlano

“60 mil seguidores para exigir la renuncia de este senador vergüenza nacional”, es la descripción del perfil con el que, muchas más personas de las que se esperaban, se manifiestan virtualmente contra la actitud del senador del partido de la U, quien se negó el fin de semana pasado a realizarse una prueba de alcoholemia argumentando su posición política.

La «novela de Merlano», como la han llamado algunos de los tuiteros, parece no acabar. Primero el congresista envía un comunicado informando que no estaba ebrio, luego renuncia el comandante de la policía de Barranquilla, al senador se le abre investigación disciplinaria en su partido y se le radica una demanda de pérdida de investidura.

Aunque el congresista nunca ha brillado en los medios de comunicación por sus intervenciones, ni es reconocido por sus posiciones, ha participado como autor en seis proyectos de ley, entre los que se destaca la reforma al Sistema General de Seguridad Social en Salud, en la cual también fue ponente, según datos de Congreso Visible.

Sin embargo, ninguna de sus participaciones en una plenaria, ni su trayectoria política en el Caribe lo habían destacado tanto como este episodio, que muchas personas han calificado de “inaceptable”. El peso de la opinión pública ha sido tal que su apellido es uno de los más reconocidos hoy en el país.

La voz de la red se alzó para pedir coherencia entre lo que promulgan y lo que hacen los congresistas. Solo resta esperar el siguiente capítulo.

El diario el Heraldo de Barranquilla se atrevió a preguntar en su editorial del 21 de mayo ¿cuánto tiempo aguantará Merlano la presión de la opinión pública? Esa misma pregunta se la están haciendo hoy 50 mil personas que esperan generar algún efecto con esta campaña.

¿Qué tanto se aferrará Merlano al poder? ¿Qué le responderá a todos los que piden su renuncia? ¿Seguirá insistiendo en su correcto accionar?

Muchas son las preguntas que esperan una respuesta. Por ahora, @Renunciesenador sigue creciendo, como crece la indignación en las redes sociales donde se rechaza aquello de que“la ley es para los de ruana”. Se pide igualdad y respeto por las normas como lo hacen la mayoría de colombianos.

Compartir: