Corte no se puso de acuerdo sobre adopción a parejas del mismo sexo

La Corte Constitucional aplazó el estudio que reclaman las parejas del mismo sexo a adoptar. El aplazamiento se dio debido a que los magistrados no se pusieron de acuerdo a la hora de una tutela interpuesta por una pareja de lesbianas, residentes en Medellín, a quienes les fue negada la pretensión de adoptar a la hija biológica de una de ellas.

Por tanto, la tutela fue repartida nuevamente y le correspondió a la magistrada Adriana María Guillén, reemplazante provisional del magistrado Juan Carlos Henao quien asumirá la rectoría de la Universidad del Externado.

Guillén deberá analizar si retoma la ponencia que ya existe sobre el tema o si comienza de cero su análisis.

La tutela fue presentada a finales de 2009 por las mujeres que conviven hace más de cinco años en Medellín y a quienes un tribunal de esa ciudad les concedió el derecho de adoptar pero el Instituto Colombiano de Bienestar Familiar (ICBF), se negó.

La ponencia que ya existe respalda la posibilidad de la adopción reclamada.

La Corte Constitucional ya manifestó expresamente que las parejas del mismo sexo sí son familia y también reconoció su derecho a afiliación en sistemas de salud y pensiones así como a heredar.

Compartir: