Chávez reaparece y anuncia que planea regresar el jueves a Venezuela

El presidente de Venezuela, Hugo Chávez, en radioterapia contra el cáncer en Cuba, retomó el lunes el contacto telefónico tras varios días de silencio y anunció que planea regresar el jueves a Caracas, aunque aún deberá realizar un nuevo viaje a la isla para seguir el tratamiento.

«Yo debo estar allá, en Caracas, Dios mediante, el 26 de abril (…) pero luego viene otra sesión de radioterapia, hay que continuar el tratamiento y otras evaluaciones adicionales», declaró Chávez, que llevaba más de una semana en Cuba sin comunicarse de viva voz con los venezolanos.

Chávez está en Cuba desde hace 9 días para recibir los que se estimaban eran los últimos ciclos de radioterapia contra una recurrencia de cáncer.

Con su llamada telefónica al canal oficial VTV, el mandatario salió al frente de una serie de rumores sobre un agravamiento de su salud que se propagaron el fin de semana y que ya habían sido desmentidos el domingo por varios altos funcionarios. «Tendremos que ir acostumbrándonos, sobre todo en los próximos meses, a vivir cruzados de rumores, porque eso es parte de los laboratorios de guerra psicológica (…) es la estrategia burguesa de la derecha venezolana», advirtió el mandatario.

Chávez añadió que los «rumores hacen daño» y explicó que, ante las versiones que surgieron sobre su agravamiento de salud, incluso tuvo que llamar a su madre el domingo para decirle que estaba bien.

Asimismo, el ministro de Información, Andrés Izarra, difundió en la noche del lunes en su cuenta en la red social Twitter varias fotografías del mandatario en La Habana acompañado de uno de sus nietos, su hija Rosa, su hermano Adán Chávez y el ministro de Relaciones Exteriores, Nicolás Maduro, entre otros. Vestido con ropa deportiva, el gobernante aparece en una de las imágenes jugando a la pelota criolla (una tradición venezolana) junto a Adán y, en otras, caminando por un jardín.

Hasta el lunes, Chávez sólo se había comunicado a través de su cuenta en Twitter, desde donde ha seguido los actos oficiales y hecho anuncios de gobierno. El domingo, el silencio del mandatario incluso en la red social desató una ola de rumores en Venezuela.

«Yo estoy en las sesiones de radioterapia, ya bastante avanzado el tratamiento y para los que dicen esto, aquello y no sé que más (…) habría que preguntarle a cualquier persona en este mundo que haya recibido radioterapia a ver cómo son los impactos que tiene», dijo Chávez justificando su silencio y añadiendo que el tratamiento que se le aplica «es duro».

«Sólo quería saludarlos porque tengo trabajo. Está esperando Nicolás (Maduro) para revisar algunos aspectos muy importantes de la Ley del Trabajo y algunos recursos que estoy revisando y aprobando, recursos para las Fuerzas Armadas para continuar el entrenamiento en Rusia y China», explicó.

A su vez, el mandatario tildó de «absurdo» que la oposición diga que está «gobernando por Twitter», ya que ésta es sólo una de tantas formas de comunicarse con los venezolanos. Esto último fue en respuesta a unas declaraciones del candidato presidencial opositor, Henrique Capriles Radonski, que el domingo dijo que «gobernar por Twitter y aprobar leyes sin consultarlas con nadie por Twitter es una burla».

El mandatario venezolano, de 57 años y aspirante a un tercer periodo presidencial en los comicios del 7 de octubre, está en tratamiento en La Habana contra una recurrencia del cáncer que le fue diagnosticado por primera vez a mediados de 2011.

«Salí bien en todo en el examen de sangre de hoy (lunes), sigo recuperándome», añadió Chávez, que prometió también que «todo mi corazón, mi afecto, mi compromiso, mi fe (está) en esta batalla por la vida, la victoria y la patria».

Chávez fue operado a finales de febrero de un segundo tumor maligno que, según él mismo, apareció en la misma zona de donde le habían extraido el primero en 2011. Sin embargo, hasta ahora no se conoce públicamente qué tipo de cáncer contrajo Chávez ni dónde estaban ubicadas esas formaciones malignas.

Los rumores sobre la gravedad de la enfermedad del mandatario ya habían resurgido durante la Semana Santa, cuando en una emotiva misa, el mandatario pidió a Dios que le diera «vida» porque, dijo, todavía le «quedan cosas por hacer».

El presidente de Venezuela, Hugo Chávez, besa una cruz mientras abraza a su hija Rosa Virginia el lunes 23 de abril en La Habana, donde se somete a radioterapia para tratar el cáncer. (AFP)

Compartir: