Se salva la 14

Por Gustavo Alvarez Gardeazabal

Los almacenes La 14 han sido  la imagen del empuje y la creatividad vallecaucana.Don Jaime Cardona y sus hermanos sacaron adelante una cacharrería situada desde la década del 60 en el  siglo pasado,  en la calle 14 de Cali, hasta convertirla en un almacén de grandes superficies que se expandió por todo el occidente colombiano , desde Manizales hasta Popayán, y llegó a Bogotá en una apuesta que muchos consideraron exagerada pero que dió sus frutos rápidamente y hoy será el eslabón fundamental de la recuperación que han emprendido sus herederos.

A la muerte de don Jaime Cardona, cometieron una equivocación garrafal nombrando a un exyupi ajeno a la familia, que no entendió la estructura de cacharrería que su fundador le impuso y la consideró inconveniente para la evolución moderna que dizque le enseñaron en la universidad y en menos de un año casi acaba con ella, espantando clientes, despidiendo a los antiguos empleados y funcionarios que sostenían a esa organización cacharrera a la antigua, pero siempre tan eficiente, bien presentada y provocativa.

Ante la protesta ciudadana, en especial de los clientes que empezamos a ver escasear los productos que siempre adquiríamos “ con la mejor calidad y a los mejores precios” como pregonaba el slogan y, por supuesto, de los proveedores a los cuales comenzó a mamarles el gallo el advenedizo yupi,la familia heredera tomó la determinación de levantar de nuevo La 14 y de llevarla a donde Jaime Cardona la dejó. Restauraron su junta directiva con presencia familiar y sonoros miembros independientes y nombraron nuevo gerente a un sobrino de don Jaime que conoce la estructura cacharrera. Aspiran ellos y todos los millones de clientes que poseen que en breve  podremos volver a salir de comprar allí con satisfacción a flor de labio.

@eljodario

[email protected]

Compartir:

Comments are closed.