Comisión de verificación conjunta revisará hechos en los que murieron ocho campesinos en Tumaco

Debido a las versiones encontradas entre la fuerza púbica y la comunidad, una Comisión de verificación conjunta revisará los hechos en los que perdieron la vida ocho campesinos en Tumaco.

Según las versiones de la comunidad los hechos se registraron en medio de enfrentamientos entre campesinos y las fuerzas militares, sin embargo el Ejército asegura que se trató de un ataque de disidencias de las Farc.

La situación se habría presentado en el desarrollo de acciones de erradicación por parte de la fuerza pública y la oposición de los campesinos, que solicitan ser atendidos a través de los programas de sustitución voluntaria.

Tanto le Ejército Nacional como las organizaciones campesinas entregaron sus versiones sobre los hechos, las cuales son diametralmente opuestas, pues la fuerza pública asegura que la muerte fue causada por el uso de cilindros bomba por parte de disidencias de las Farc y los campesinos aseguran que los hechos fueron provocados por el accionar de los integrantes de las Fuerzas Armadas.

Según la información entregada en un comunicado de prensa de la Fuerza de Tarea Pegaso, “Las indagaciones preliminares señalan que, al parecer, alias ‘Guacho’ y su grupo de GAO residual de la Daniel Aldana de las Farc, lanzaron al menos cinco cilindros bomba contra los integrantes de la Fuerza Pública y contra la multitud, que se encontraba en el lugar, y luego atacaron con fuego indiscriminado de fusiles y ametralladoras a los manifestantes y a las autoridades”.

Así mismo se informó que el saldo parcial de la acción violenta es de 4 personas civiles muertas y 14 heridas, quienes fueron atendidas inicialmente en un helipuerto del sector por personal médico del Ejército Nacional y de la Policía Nacional y posteriormente evacuadas 7 de ellas en helicóptero del Ejército hacia Tumaco.

Según la fuerza pública, la información habría sido confirmada por los propios campesinos que habrían sido obligados por el comandante de la disidencia a enfrentarse con la fuerza pública.

Compartir: